Bad Bunny y Kendall Jenner, ¿los nuevos Ricky Martin-Rebecca de Alba?

·4  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 14 (EL UNIVERSAL).- Bad Bunny y Kendall Jenner, sin dudarlo, se han convertido en la pareja del momento, pues para todas y todos fue una sorpresa enterarse que la modelo y el cantante colombiano estaban saliendo, a tal grado que, en la actualidad, son muchas las personas que todavía dudan que se trate de una relación real, por lo que ya han sido comparados con Ricky Martin y Rebecca de Alba que, en los 2000s, fueron uno de los noviazgos más sonados pero, con los años, se aseguró que estaban juntos sólo para cubrir la homosexualidad del cantante que, en esa época, se desconocía.

Luego de que Kendall terminara su relación con Devin Booker, en noviembre del año pasado, la modelo se mantuvo soltera y sin rumores acerca de su vida amorosa pues, en realidad, es la integrante de la familia Kardashian que más alejada de los escándalos se ha mantenido, hasta que a mitades de febrero, en el marco del Día de San Valentín, el nombre de Bad Bunny comenzó a ser asociado a la también empresaria de 27 años.

El 16 de febrero, la cuenta "DeuxMoi" -que publica rumores acerca de figuras de Hollywood- hizo una publicación en la que aseguraba que la modelo y el intérprete de "Me porto bonito" había sido visto besándose en un club exclusivo de Los Ángeles; sin embargo, fueron pocas las personas que dieron crédito a esta versión, debido a que no había fotografías que demostrasen el supuesto acercamiento.

Sin embargo, sólo tres días más tarde, ambos fueron vistos arribando -por separado- en un restaurante ubicado en Beverly Hills, en el que pasaron un rato en compañía de Justin Bieber y Hailey Bieber, grandes amigos de la modelo, lo que alimentó rápidamente las especulaciones de que estaban conociéndose, pero no fue sino hasta el de marzo que la atracción de la que tanto hablaba la prensa fue demostrada con un beso que los famosos se dieron West Hollywood, California, donde pasaron una tarde junto a diferentes amistades.

En menos de 15 días, "Us Weekly" publicó una historia en la que aseguraba que, si bien, Kendall y Bad Bunny todavía no eran novios, los sentimientos de ambas partes comenzaban a crecer: "Las cosas no son oficiales entre Kendall y Bad Bunny, pero se ven regularmente y se conocen mejor; ella aprecia cómo la trata con respeto y la hace reír", se destacó.

Y aunque para esas alturas, aseguraban que lo que existía entre "el conejo malo" y la mayor de las Jenner no era nada serio, no tardó mucho para que el cantante colombiano lanzará una indirecta al ex de la modelo como sabe hacerlo mejor; a través de una de sus composiciones, pues en la canción "Coco Chanel" enuncia una frase alusiva a la región de la donde es originario Booker: "El sol de Puerto Rico es más cálido que el de Phoenix".

Así transcurrió el tiempo hasta que Kendall demostró su apoyo al cantante de 29 años, cuando presenció su presentación en Coachella 2023, donde también fueron fotografiados montando a caballo; y del festival musical pasaron a su paso por la alfombra roja de la Met Gala y, posterior y más recientemente, a su presencia en un partido de baloncesto en el que se enfrentaron Los Ángeles Lakers contra Golden State, por lo que las versiones que aseguraban que su relación no era más que una mera publicidad para ambos han ido disminuyendo.

Sin embargo, hay quienes siguen fieles a la teoría que la relación entre los dos está más que trazada, por lo que han revivido lo que ocurrió con Rebecca de Alba y Ricky Martin pues pese a que su relación duró por años, nunca se creyó al 100% en la autenticidad de su amor, aunque ambas partes han aclarado que, en efecto, vivieron enamorados por muchos años y soñaron con crear una familia algún día.

Estas dudas han sido motivadas, principalmente, por las preferencias sexuales de Ricky Martín, las cuales hizo públicas en 2010; también se ha dicho que de Alba se sentía atraída por las mujeres, por lo que ambos habían decidió entablar una relación amorosa que sólo era real ante los ojos del público y la prensa para aparentar, pero la conductora de TV ha negado hasta el cansancio que dicha especulación tenga bases, debido a que asegura que cuando ella y Ricky estuvieron juntos, el cantante aún no sabía que era homosexual.

De esta manera, cada que hay noticias acerca de la relación entre "Kenny" y Bad Bunny son muchos los comentarios en rede sociales que sugieren que, si Ricky y Rebecca pudieron supuestamente fingir por tantos años, ¿qué frenaría la ficción entre la nueva pareja? Pero así como los enamorados tienen una larga lista de detractores, hay quienes creen y defienden el amor que están construyendo y quienes argumentan que ambos son suficientemente famosos y acaudalados como para buscar colgarse de al fama de otra persona.