Animales místicos enfrentan fracking en "El camino de Xico"

BERENICE BAUTISTA
·3  min de lectura
En esta imagen proporcionada por Cine Caníbal los personajes Gus, con la voz de Luis Ángel Jaramillo, Tlacuache, con la voz de Alex Lora y Copi, con la voz de Verónica Alva, en una escena de la película animada "El Camino de Xico". (Cine Caníbal vía AP)

EL CAMINO DE XICO

En esta imagen proporcionada por Cine Caníbal los personajes Gus, con la voz de Luis Ángel Jaramillo, Tlacuache, con la voz de Alex Lora y Copi, con la voz de Verónica Alva, en una escena de la película animada "El Camino de Xico". (Cine Caníbal vía AP)

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — En la cinta animada mexicana “El camino de Xico”, animales místicos se enfrentan a la amenaza de la sobreexplotación ambiental.

La película, que se estrena el jueves en cines de México, transcurre en un pueblito llamado San Jaime de las Jaibas donde los adultos están convencidos de que explotar su montaña milenaria por medio del fracking, como les promete una empresa, les traerá riqueza.

Sólo la pequeña Copi (cuya voz hace Verónica Alva) y su abuela Nana Petra (Lila Downs) dudan de que este plan sea realmente bueno.

Copi decide ir a la montaña para luchar por su pueblo acompañada por su perro Xico. Su amigo Gus (Luis Ángel Jaramillo) no la quiere dejar atrás y también se suma a la aventura.

Una vez en el terreno mágico, Copi y Gus se sorprenden al ver que Xico (en la voz de Pablo Gama Iturrarán) puede hablar, al igual que otros animales que van encontrando en el camino.

“(Gus) es un personaje muy valiente y yo que digamos también”, dijo Jaramillo en una entrevista telefónica reciente desde San Francisco del Rincón, Guanajuato, su estado natal. “Siempre va a estar con sus amigos”.

El compositor y productor mexicano Juan Pablo Manzanero hace la voz del alacrán Xappan, pero no es precisamente aliado de los chicos, todo lo contrario.

“Me tocó ser el malo de la película”, dijo Manzanero vía telefónica desde Mérida, Yucatán. “Sí tengo cara de gañán, entonces me quedó perfecto... Y siempre en el fondo uno quiere ser el malo de la película en algún lado porque los malos se divierten más. Al final pierden, pero se divierten más”.

La cinta tiene un toque tradicional que recuerda a la época de oro del cine mexicano de mediados del siglo XX.

“Es bonito ver estas películas que nos representan como mexicanos”, dijo Jaramillo, de 16 años, quien previamente hizo la voz en español de Miguel en la popular cinta de Disney/Pixar “Coco”.

El elenco de voces de “El camino de Xico” también incluye a Alex Lora (como el Tlacuache), Verónica Castro, Enrique Guzmán, Elena Poniatowska, Marco Antonio Solís “El Buki”, El Hijo del Santo, Jay de la Cueva, Randy Ebright y Víctor Trujillo, entre otros.

La banda sonora contiene música de Downs, Lora y Manzanero, quien compuso el tema “El camino” para la película, y de Paulina Rubio, quien interpreta el tema principal, “Semilla de paz”.

Basada en una idea original de Cristina Pineda Antúnez, diseñadora de la casa mexicana Pineda Covalin, “El camino de Xico” fue escrita por Enrique Rentería Villaseñor, con adaptación de guion de Carlos Pascual, y dirigida por Eric D. Cabello Díaz.

Para Manzanero, el hecho de que toque el tema del fracking es muy importante.

“Lo hemos estado viviendo en la pandemia, mira lo importante que es cuidar al planeta, cuidarnos a nosotros. Es más importante la vida que el dinero, porque el dinero se va, se pudre con el mundo, la vida sigue, entonces creo que es un mensaje muy bonito”, dijo.

Próximamente Jaramillo actuará en una serie biográfica sobre José Alfredo Jiménez interpretando al famoso compositor mexicano cuando era joven. La serie todavía no tiene fecha de estreno.

“Recordaremos al grande cantautor de la música mexicana. Creo que son nulas las personas que no han cantado estas canciones”, dijo el joven actor, quien señaló que le fascina la música regional mexicana.

Manzanero, por su parte, está trabajando en una canción con su padre, el famoso compositor mexicano Armando Manzanero, y el músico argentino Alejandro Lerner con la Orquesta de Praga en un proyecto a distancia.

“Viva la tecnología”, dijo. “Llevo grabando online desde hace 27 años, me emociona mucho cómo uno puede hacer maravillas desde su casa”.