Un amor contrariado; la verdadera historia de La Sirenita

·3  min de lectura
Un amor contrariado; la verdadera historia de La Sirenita
Un amor contrariado; la verdadera historia de La Sirenita

La última adaptación del cuento clásico infantil La Sirenita parece haber despertado diversos ánimos entre los espectadores: las opiniones son diversas y hay quienes se identifican con uno de los personajes más significativos del mundo de los cuentos de hagas. Otro sector de los fanáticos no han recibido las nuevas adaptaciones de la mejor manera, argumentando que las modificaciones recientes no corresponden a los originales. Las opiniones están lejos de coincidir o de optar por una tregua a favor del nuevo elenco que nos aproxime una mejor critica del film.
Las críticas y quejas están dirigidas a que esta Ariel no es blanca ni tiene el pelo del tono exacto de rojo, además de las cosas antes mencionadas. Antes, cuando pasaba esto, los usuarios de Internet solían decir que es sumamente innecesario que se busquen actores negros para interpretar personajes en versiones nuevas de películas o series donde los originales no lo eran. Parte de su argumento es que los roles tienen que ir a las personas más talentosas. En este caso, nadie cantó ni actuó como Halle Bailey, pero curiosamente este argumento no se ha repetido en esta ocasión.
Otra cosa que se ha mencionado con frecuencia es que el origen danés del cuento original impide que Ariel sea negra. Por alguna razón, ahora incluso se está evaluando la historia de Hans Christian Andersen por encima de la película de Disney, que es la que se supone que la misma compañía está dándole una versión nueva. No está de más decir que el clásico animado no dejará de existir ni será ignorado simplemente porque se está lanzando una versión live-action del mismo. Pero esto da lugar a una conversación más interesante sobre La sirenita que muchos aún no han considerado.
Como se está tratando de comparar el cuento que originó la película animada, hay que recordar que la historia de Hans Christian Andersen en realidad surgió como una metáfora de amor gay no correspondido. La historia original fue escrita en 1837 como una carta de amor por parte del autor hacia un hombre llamado Edvard Collin. Según lo que recoge Pride, los expertos en la biografía del escritor aseguran que este era bisexual y que estaba enamorado de Collin.
Se han encontrado varios diarios de Andersen donde puede leerse que él se negaba a tener relaciones sexuales, entre otros detalles que incluyen una carta a Edvard Collin donde le dice que sus sentimientos por él son los de una mujer:
Languidezco por ti como por una linda moza calabresa... mis sentimientos por ti son los de una mujer. La feminidad de mi naturaleza y nuestra amistad deben seguir siendo un misterio.
Collin no pudo corresponder sus sentimientos y esto fue lo que escribió en sus propias memorias:
Me encontré incapaz de responder a este amor, y esto causó mucho sufrimiento al autor.
Luego, el autor se enamoró del duque Carl Alexander, quien sí le correspondió y salió con él:
El Gran Duque Heredero caminó del brazo conmigo por el patio del castillo hasta mi habitación, me besó amorosamente, me pidió que lo amara siempre aunque fuera una persona común y corriente, me pidió que me quedara con él este invierno... Cayó dormido con la melancólica, feliz sensación de que fui el huésped de este extraño príncipe en su castillo y amado por él... Es como un cuento de hadas.
Sin embargo, fueron sus sentimientos hacia Edvard Collin y el posterior rechazo que lo llevaron a crear la historia en la que se basó La Sirenita - 92%. Aunque él nunca le hizo llegar la historia a Collin, siempre es notado por los expertos que el relato pone al autor como una persona que “se muestra a sí misma como un forastero sexual que perdió a su príncipe por otro”. Después de todo, la historia original dice que luego de que el príncipe se casa con otra mujer, la sirena queda tan triste que se convierte en espuma de mar luego de llorar tanto por el dolor.
Nota original de Tomatazos.

VIDEO: Rick and Morty en su nueva temporada menciona a escritor Tijuanense Don Miguel Ruiz