Acusan al titular del BID, Mauricio Claver-Carone, de tener una relación íntima con un miembro del personal

·3  min de lectura
El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Mauricio Claver-Carone es acusado de violar el código de ética del organismo
El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Mauricio Claver-Carone es acusado de violar el código de ética del organismo

CIUDAD DE MÉXICO/WASHINGTON (Reuters).- Una investigación independiente halló evidencia de que el jefe del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Mauricio Claver-Carone, tuvo una relación íntima con alguien del personal , en una pesquisa de una firma externa iniciada tras una denuncia, dijeron a la agencia Reuters dos fuentes informadas del tema.

El informe también citó ejemplos de abuso de poder por parte de Claver-Carone, incluido el despido de algunos empleados del banco que los investigadores creen fue en represalia por varios conflictos personales , dijeron las fuentes, que hablaron bajo condición de anonimato porque el proceso aún está en curso.

En un comunicado, Claver-Carone, que no ha visto el informe escrito, pero ha sido interrogado por los investigadores, dijo que la investigación no “corroboró las acusaciones falsas y anónimas” hechas por la persona denunciante.

“ Me gustaría tener la oportunidad de responder oficialmente a los hallazgos de la investigación de acuerdo con las reglas del Banco y los estándares internacionales ”, dijo.

Los resultados de la investigación, que se extendió por meses, fueron presentados por la firma legal Davis Polk a los directores del banco el lunes. El BID le solicitó a la empresa que investigara unas denuncias formuladas contra Claver-Carone en un correo electrónico enviado a fines de marzo.

Claver-Carone tuvo una relación íntima con una persona de cargo jerárquico que trabajó anteriormente con él en la Casa Blanca bajo la presidencia de Donald Trump, concluyó la investigación, según las dos fuentes con conocimiento de los hallazgos. La agencia Reuters no ha visto una copia del reporte.

Una relación entre Claver-Carone y alguien a quien supervisaba directamente viola el código de ética del BID.

El ejecutivo, en un testimonio escrito presentado a los investigadores, negó “todas las acusaciones que sugieren cualquier violación del código de ética” y dijo que no había recibido ninguna notificación por escrito sobre el tema.

El BID es un banco de desarrollo que, aunque mucho más pequeño que el Fondo Monetario Internacional o el Banco Mundial, es un actor clave para el financiamiento en América Latina.

La junta directiva de 14 miembros del banco, con sede en Washington, revisó el informe el lunes y se reunió nuevamente el martes para considerar los próximos pasos, dijeron las fuentes.

Estados Unidos, el país que más fondos aporta al banco, estaba al tanto del informe y lo está “examinando de cerca”, dijo un vocero del Departamento del Tesoro.

La junta se ofreció a compartir los hallazgos de la investigación con Claver-Carone antes de que fueran presentados el lunes, pero solo bajo ciertas condiciones, entre ellas que no se tomen represalias contra los participantes en la investigación. Claver-Carone se negó, dijo una fuente.

Una carta al bufete de abogados que asesora a Claver-Carone, vista por la agencia Reuters, decía que al ejecutivo se le había negado reiteradamente la oportunidad de conocer las acusaciones en su contra y hablar en su propia defensa.