El alimento básico de la dieta mediterránea que combate el estrés

·4  min de lectura

El estrés es uno de los grandes males del siglo XXI, y más en el último año y medio, una cuestión que los expertos no pierden de vista por sus graves consecuencias para la salud. Pero hay estrés y estrés: existen dos tipos que deben distinguirse entre sí: el estrés oxidativo y el estrés como sinónimo de ansiedad. Ambos pueden ir de la mano y suelen causar un perjuicio a nuestro organismo. “Cuando hablamos de estrés-ansiedad, cuando decimos que estamos estresados o ansiosos no nos paramos a pensar en el significado de esos síntomas, cuáles son sus causas y cómo prevenirlas. Estos síntomas son el resultado del estrés oxidativo o deterioro celular que se produce en nuestro organismo y que podemos y debemos evitar”. Así lo explica Mónica Nieto, farmacéutica y fundadora junto a sus tres hermanas de Alevoo, una firma de aceite de oliva virgen extra ecológico y premium del que también nace una línea de cosmética natural. 

El aceite de oliva virgen extra es un poderoso aliado contra el estrés. Foto: Alevoo
El aceite de oliva virgen extra es un poderoso aliado contra el estrés. Foto: Alevoo

Nieto afirma que la alimentación es un factor clave en la prevención y tratamiento del estrés oxidativo. "El envejecimiento es el proceso de oxidación natural de nuestro cuerpo y parte desde la inhalación del oxígeno cuando respiramos. Este oxígeno interviene en las reacciones de oxidación de nuestro organismo, pasa al torrente sanguíneo y parte de él se convierte en radicales libres, que no tienen por qué ser dañinos en sí mismos”, cuenta. El problema viene, indican desde Alevoo, cuando nuestro organismo no elimina el exceso de radicales libres y se acumula en las células: “Lo que se produce es un daño celular que es el denominado estrés oxidativo. Se puede combatir a través de mediante la alimentación, tomando una dieta rica en antioxidantes. Y en ese caso uno de los ingredientes más importantes es el aceite de oliva virgen extra”.

Para Mónica y el equipo de Alevoo seguir una alimentación basada en la dieta mediterránea es algo primordial y la mejor de las medicinas. Por eso hay que tener en cuenta la necesidad de consumir alimentos ricos en antioxidantes. Polifenoles, vitamina A, vitamina E, vitamina C, selenio o carotenoides son capaces de neutralizar esos radicales libres oxidantes. “En ese sentido, el aceite de oliva virgen extra es la grasa saludable más importante que tenemos que aportarle a nuestro organismo. Debido a la excelente composición rica en antioxidantes y ácido oleico que posee, se ha demostrado que es fundamental para prevenir el estrés oxidativo, el envejecimiento prematuro y las enfermedades degenerativas que están en auge en este momento”, explican desde el equipo de Alevoo. Y no solo eso: además, con su consumo diario también se han probado sus beneficios sobre pacientes con fibromialgia y una mejora considerable entre quienes padecen ansiedad y depresión.

La dieta mediterránea puede ser una gran aliada de la salud mental. Foto: Getty Creative
La dieta mediterránea puede ser una gran aliada de la salud mental. Foto: Getty Creative

“Está demostrado científicamente que el consumo de aceite de oliva virgen extra mejora la producción de encefalinas cerebrales, responsables de mejorar los síntomas en situaciones de estrés", explican. La incorporación de aceite de oliva virgen extra en la dieta diaria proporciona "un bienestar similar al que obtenemos cuando hacemos deporte o cuando escuchamos música, no solo con al tomarlo (en desayuno, comida y cena y en los numerosos maridajes y recetas y no solo como aliño en ensaladas), también por vía tópica con cosmética ecológica”, comenta Nieto. Según esta experta, su consumo está recomendado para todas las edades, desde niños hasta personas de edad avanzada, con el fin de prevenir antes que curar.

Conviene tener claro, como no puede ser de otra manera, que el envejecimiento es inevitable, “pero lo que sí podemos prevenir es el estrés oxidativo prematuro, el responsable del deterioro celular”, aclara la experta. Este estrés oxidativo produce mutaciones en el ADN celular y es el que puede desencadenar graves consecuencias para la salud, como enfermedades neurodegenerativas importantes tales como Alzheimer, Párkinson, demencia, pero también artritis reumatoide, arterioesclerosis, diabetes e incluso cáncer. “El estrés oxidativo es un desequilibrio entre los sistemas oxidante y antioxidante de nuestro organismo. La mejor manera de ayudar a prevenirlo es aportando los antioxidantes necesarios para reducir el daño celular en órganos y tejidos y de esta manera prevenir enfermedades importantes”, recapitula Mónica. O dicho de otra manera, nunca tomar un poco de aceite de oliva virgen extra en el desayuno pareció tan apetecible...

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.