Acusados de fraude de seguro médico 18 exjugadores de NBA

·3  min de lectura
ARCHIVO - El logo de la NBA en la cancha de la arena de Lake Buena Vista, Florida, el viernes 28 de agosto de 2020. (AP Foto/Ashley Landis, Pool, archivo)

NUEVA YORK (AP) — Dieciocho exjugadores de la NBA fueron acusados el jueves de embolsarse ilegalmente unos 2,5 millones de dólares, al defraudar el plan de seguro médico y prestaciones de la liga, en una trama que, según las autoridades, involucraba reclamos de gastos médicos y dentales ficticios.

“Las jugadas de estos acusados involucraban fraudes y engaños”, dijo la fiscal Audrey Strauss durante una conferencia de prensa, luego que los agentes del FBI en distintas partes del país arrestaron a 15 exjugadores y a la esposa de uno de ellos.

De acuerdo con las autoridades, el complot comenzó en 2017 y se extendió durante tres años.

Una acusación radicada en una corte federal en Manhattan señala que los exbasquetbolistas se confabularon para defraudar la cobertura complementaria del plan mediante la presentación de reclamos falsos y fraudulentos con el fin de recibir reembolsos por atención médica y odontológica que nunca recibieron.

Strauss dijo que los fiscales cuentan con registros de viajes, correos electrónicos y datos satelitales de localización, los cuales demuestran que los exjugadores estaban a veces lejos de los consultorios médicos y dentales en los momentos en que supuestamente recibían tratamiento.

La fiscal explicó que, en un caso, un exbasquetbolista jugaba en Taiwán en diciembre de 2018, cuando supuestamente se estaba sometiendo a un tratamiento de endodoncia y coronas por 48.000 dólares en ocho dientes, dentro de un consultorio de Beverly Hills, California.

Los 18 jugadores figuran dentro de los 19 individuos imputados. Se señaló que la argucia se ejecutó al menos entre 2017 y 2020 cuando el plan recibió reclamos falsos que totalizaron casi 3,9 millones de dólares. De esa cifra, los acusados se habrían embolsado unos 2,5 millones en ingresos fraudulentos.

Strauss dijo que cada acusado habría presentado reclamos de reembolsos por entre 65.000 y 420.000 dólares con base en la información falsa.

En un comunicado, la NBA consideró que las acusaciones son “particularmente desalentadoras”, dado que los planes proporcionados por la liga y el sindicado de jugadores revisten una importancia crítica para la salud y el bienestar en las carreras de los deportistas y en sus vidas tras retirarse del baloncesto.

“Cooperaremos plenamente con la fiscalía federal en este asunto”, añade el comunicado.

Según la acusación, la trama inició cuando Terrence Williams — primera selección del draft de la NBA en 2009 — presentó un reclamo fraudulento de 19.000 dólares al plan en noviembre de 2017 por un tratamiento quiropráctico. Ese reclamo derivó en un pago de 7.672 dólares a Williams.

La acusación señala que Williams reclutó a otros exjugadores de la NBA con el fin de estafar al plan y presentar recibos fraudulentos de un quiropráctico y un dentista del sur de California, así como de un programa holístico en el estado de Washington.

Al menos 10 de los exjugadores pagaron sobornos que totalizaron casi 230.000 dólares a Williams, según la documentación. Un abogado que ha representado a Williams en el pasado declinó formular comentarios.

Los entonces Nets de Nueva Jersey seleccionaron a Williams como el número 11 del draft de 2009. Jugó en cuatro franquicias: los Nets, Boston, Houston y Sacramento — a lo largo de cuatro temporadas como suplente y promedió 7,1 puntos por partido. Fue dejado libre por Boston dos días después de cumplir 26 años en 2013 y no ha vuelto a jugar en la liga desde entonces.

Entre los otros acusados sobresale Tony Allen, seis veces incluido en el mejor equipo defensivo de la liga e integrante de los Celtics de Boston que ganaron el campeonato de 2008. Su esposa también fue acusada.

En su mayoría, los exjugadores acusadores fueron trotamundos de la liga y nunca alcanzaron la fama ni los salarios exorbitantes de las grandes figuras.

Otro de los acusados fue Sebastian Telfair, un prodigio en sus años de escuela secundaria en Nueva York. Sin embargo, nunca despegó al militar con ocho franquicias en la NBA.

Cuatro de los acusados presumen de campeonato de las NBA. Glen Davis fue compañero de Allen con los Celtics en 2008; Shannon Brown obtuvo dos títulos con los Lakers de Los Ángeles; y Melvin Ely salió campeón con San Antonio en 2007.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.