Anuncios

India denuncia que ciudadanos indios son engañados para trabajar para el ejército ruso

NUEVA DELHI (AP) — Las autoridades indias están en conversaciones con el gobierno de Rusia para el regreso de ciudadanos indios a quienes atrajeron con engaños y los hacen trabajar para el ejército ruso. En la víspera, un organismo federal de investigaciones informó que desarticuló una red de tráfico de personas que atraía gente a Rusia con el pretexto de darles empleo.

El Ministerio de Relaciones Exteriores indio indicó el viernes que el gobierno ha presentado una demanda contra una red de agentes que llevaban hombres a Rusia con engaños.

“Nos comprometemos a lograr la liberación rápida de nuestros ciudadanos que trabajan como personal de apoyo del ejército ruso y su regreso a casa”, dijo el vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores, Randhir Jaiswal, en Nueva Delhi.

Jaiswal exhortó a los ciudadanos indios a que no se dejen engañar por las ofertas de agentes de empleos de apoyo en el ejército ruso.

“Esto está lleno de peligros y riesgo para la vida”, afirmó.

El jueves, la Oficina Central de Investigación india señaló que los agentes han enviado a Rusia a unos 35 ciudadanos indios, reclutándolos por medio de redes sociales y agentes sociales.

Agregó que se entrenaba a los hombres en funciones de combate y se les enviaba a unidades en el frente de la guerra ruso-ucraniana contra su voluntad. Algunos de los hombres sufrieron “heridas graves”, destacó.

La embajada de la India en Moscú confirmó la muerte de un ciudadano indio en Rusia, cuya familia dijo a la prensa local que lo reclutó el ejército ruso. La embajada no describió las circunstancias de la muerte del hombre, pero reconoció que estaba en contacto con su familia y las autoridades rusas.

En enero, Nepal pidió a Rusia que regrese a centenares de sus ciudadanos reclutados para combatir en Ucrania. Al menos 14 nepalíes han muerto en Ucrania, según el ministro del Exterior del país asiático, Narayan Prakash Saud.

India considera a Rusia un aliado firme desde la era de la Guerra Fría, con estrecha cooperación en defensa, petróleo, energía nuclear y exploración espacial.

Desde el inicio de la invasión de Ucrania en febrero de 2022, ha evitado votar contra Rusia en Naciones Unidas o criticar al presidente ruso Vladímir Putin.