Nueva York pagará a inmigrantes indocumentados hasta $15.600 por trabajo perdido durante la pandemia

Oliver O'Connell
·3  min de lectura
<p>Los manifestantes marchan a través del Puente de Brooklyn para exigir fondos para los trabajadores excluidos en el presupuesto del estado de Nueva York el 5 de marzo de 2021 en la ciudad de Nueva York. La marcha encabezada por trabajadores indocumentados y los recién liberados de la cárcel. Muchos de estos trabajadores excluidos no han podido acceder a beneficios de desempleo, cheques de estímulo y otros programas de asistencia económica destinados a ayudar a las familias trabajadoras afectadas por la pandemia de COVID-19 y la consiguiente crisis económica. </p> (Foto de David Dee Delgado / Getty Images)

Los manifestantes marchan a través del Puente de Brooklyn para exigir fondos para los trabajadores excluidos en el presupuesto del estado de Nueva York el 5 de marzo de 2021 en la ciudad de Nueva York. La marcha encabezada por trabajadores indocumentados y los recién liberados de la cárcel. Muchos de estos trabajadores excluidos no han podido acceder a beneficios de desempleo, cheques de estímulo y otros programas de asistencia económica destinados a ayudar a las familias trabajadoras afectadas por la pandemia de COVID-19 y la consiguiente crisis económica.

(Foto de David Dee Delgado / Getty Images)

En un movimiento histórico de los legisladores estatales esta semana, Nueva York ofrecerá pagos únicos a los inmigrantes indocumentados que perdieron el trabajo durante la pandemia de COVID-19.

Las personas serán elegibles para hasta $15.600, el equivalente a $300 por semana durante el año pasado, como parte de un fondo de $2.1 mil millones negociado como parte del presupuesto estatal de $212 mil millones.

Las comunidades de inmigrantes en la ciudad de Nueva York fueron algunas de las más afectadas cuando el coronavirus comenzó a arrasar la ciudad en marzo y abril de 2020.

Miles de personas murieron y las industrias en las que muchos dependían para obtener empleo, el sector de servicios y la construcción, se paralizaron.

Sin documentación significa que no hay seguro de desempleo ni cheques de estímulo federal, lo que deja a muchos dependientes de organizaciones benéficas, despensas de alimentos, préstamos de amigos y concesiones de alquiler o perdones de los propietarios.

Los trabajadores elegibles deberán verificar que eran residentes del estado, que perdieron ingresos como resultado de la pandemia y que no pudieron acceder a los beneficios federales por desempleo. Aquellos que solo pueden demostrar su residencia y proporcionar cierta documentación relacionada con el trabajo, podrían ser elegibles para hasta $3.200.

Leer más: Niñas de 3 y 5 años que fueron arrojadas sobre el muro fronterizo se reunirán con sus padres en Nueva York

No está claro exactamente cuántas familias indocumentadas viven en Nueva York, pero el miércoles el Instituto de Política Fiscal dijo que creía que el fondo podría beneficiar a 290.000 en todo el estado, informa The New York Times.

Negociar el fondo se convirtió en una de las partes más polémicas de la finalización del presupuesto estatal (las negociaciones continuaron más allá de la fecha límite del 1 de abril) y se considera una victoria para los demócratas progresistas y sus prioridades políticas.

Los republicanos se apresuraron a criticar la medida cuando tantos otros neoyorquinos también están luchando por la recesión económica provocada por la pandemia.

Los demócratas moderados de los distritos indecisos del norte del estado y de Long Island temen que dar dinero de los contribuyentes a personas que no se encuentran legalmente en los Estados Unidos se utilice en su contra en el próximo ciclo electoral.

Sin embargo, con los demócratas en control tanto del Senado estatal como de la Asamblea estatal, la medida fue adoptada y los partidarios citaron un imperativo moral.

Los progresistas pasaron meses presionando por la causa, y su mensaje fue respaldado por protestas en la ciudad de Nueva York para llamar la atención sobre la difícil situación de los trabajadores indocumentados.

El fondo de Nueva York supera con creces una medida similar de $75 millones en California, que proporcionó $500 a los trabajadores indocumentados por orden de llegada.

Hasta el 8 de abril, había 1.92 millones de casos confirmados de COVID-19 en el estado, 871.000 de los cuales estaban en la ciudad de Nueva York. Un total de 50.332 neoyorquinos murieron por el virus, y 31.598 en los cinco distritos de la ciudad.

Relacionados

Aumentan las solicitudes del seguro por desempleo en EEUU

EEUU: Brusco aumento de pedidos prestaciones por desempleo

Se acabó el tiempo: expiran prestaciones por desempleo para millones de estadounidenses