Yaganes, la nueva reserva marina del fin del mundo

·5  min de lectura
La diversidad de la vida bajo los gigantes bosques de algas en Isla de los Estados es increíblemente rica
National Geographic | Enric Sala

En la tarde de hoy, la Cámara de Senadores de la Argentina votó a favor de la creación de las Áreas Marinas Protegidas “Yaganes” y “Namuncurá/Banco Burdwood II”, completando la media sanción otorgada por Diputados el jueves pasado. La sanción de la Ley fortalece una política de Estado hacia el mar.

La protección de estas aguas beneficiará a muchas especies del Mar Argentino, no sólo a las que dependen del área para su alimentación, especies que pueden observarse en la superficie, como pingüinos y lobos marinos, y otras que viven en el oscuro y frío fondo del mar, como las esponjas y los corales fríos.

Las aguas de la Cuenca de los Yaganes al sur de Tierra del Fuego representan el punto más meridional de la Argentina continental, y uno de los lugares más remotos y menos explorados del planeta.

El aislamiento geográfico de esta región, y sus aguas especialmente peligrosas para la navegación, con un gran historial de naufragios en sus costas, han contribuido a que se hayan realizado pocos estudios científicos. Actualmente hay un gran desconocimiento sobre la historia natural y ecología de sus ecosistemas marinos, especialmente los ecosistemas de profundidad.

Una centolla trepa una macroalga. Los ejemplares juveniles abundan en los bosques de algas de Isla de los Estados. Se alimentan de los abundantes invertebrados que hay, como almejas y mejillones
National Geographic | Enric Sala


Una centolla trepa una macroalga. Los ejemplares juveniles abundan en los bosques de algas de Isla de los Estados. Se alimentan de los abundantes invertebrados que hay, como almejas y mejillones (National Geographic | Enric Sala/)

En febrero de 2018, National Geographic Pristine Seas, en colaboración con el Foro para la Conservación del Mar Patagónico, el Ministerio de Medio Ambiente de la República Argentina, y el gobierno de la Provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur, organizaron una expedición científica para llenar vacíos de conocimiento al sur de Tierra del Fuego, con particular interés en el área denominada Yaganes.

Bosque gigante de algas marinas. Bucear aquí se siente como deambular por un viejo bosque en crecimiento. Las plantas están ancladas a una profundidad de 20 metros en el fondo del mar, y aún flotan con varios metros en la superficie. Las algas gigantes pueden crecer hasta 30 centímetros por día
National Geographic | Enric Sala


Bosque gigante de algas marinas. Bucear aquí se siente como deambular por un viejo bosque en crecimiento. Las plantas están ancladas a una profundidad de 20 metros en el fondo del mar, y aún flotan con varios metros en la superficie. Las algas gigantes pueden crecer hasta 30 centímetros por día (National Geographic | Enric Sala/)

Los resultados de esta investigación revelaron que el área Yaganes es un área única de enorme valor ecológico que tenía que ser protegida. Los bosques de algas que rodean la Isla de los Estados se encuentran entre los mejor conservados del mundo, y albergan una rica comunidad de algas, invertebrados y peces. Actualmente, la mayor amenaza a la biodiversidad marina en la región es la pesca industrial.

La diversidad de la vida bajo los gigantes bosques de algas en Isla de los Estados es increíblemente rica
National Geographic | Enric Sala.


La diversidad de la vida bajo los gigantes bosques de algas en Isla de los Estados es increíblemente rica (National Geographic | Enric Sala./)

Colonias de pingüinos de penacho amarillo en Bahía Franklin
National Geographic | Enric Sala


Colonias de pingüinos de penacho amarillo en Bahía Franklin (National Geographic | Enric Sala/)

Bivalvo Gaimardia trapesina cubriendo las frondas de las algas. En el fondo serán consumidos por las estrellas de mar
National Geographic | Enric Sala


Bivalvo Gaimardia trapesina cubriendo las frondas de las algas. En el fondo serán consumidos por las estrellas de mar (National Geographic | Enric Sala/)

Especie de foca peletera que fue muy cazada en Tierra del Fuego hasta 1953
National Geographic | Enric Sala


Especie de foca peletera que fue muy cazada en Tierra del Fuego hasta 1953 (National Geographic | Enric Sala/)

Estrellas de mar se extienden sobre una roca cubierta de algas coralinas incrustadas, estos invertebrados se alimentan de esponjas y otros animales en el fondo del mar
National Geographic | Enric Sala


Estrellas de mar se extienden sobre una roca cubierta de algas coralinas incrustadas, estos invertebrados se alimentan de esponjas y otros animales en el fondo del mar (National Geographic | Enric Sala/)

Un ciervo rojo come algas en la zona intermareal en Isla de los Estados. El ciervo rojo fue introducido a la isla en la década del 70, supuestamente para proporcionar una fuente de proteínas a los sobrevivientes de naufragios en esta área remota
National Geographic | Enric Sala


Un ciervo rojo come algas en la zona intermareal en Isla de los Estados. El ciervo rojo fue introducido a la isla en la década del 70, supuestamente para proporcionar una fuente de proteínas a los sobrevivientes de naufragios en esta área remota (National Geographic | Enric Sala/)

Invertebrados bentónicos comunes de la Isla de los Estados
National Geographic | Enric Sala.


Invertebrados bentónicos comunes de la Isla de los Estados (National Geographic | Enric Sala./)

Los erizos Loxechinus albus se alimentan también de algas
National Geographic | Enric Sala


Los erizos Loxechinus albus se alimentan también de algas (National Geographic | Enric Sala/)

Los pingüinos de penacho amarillo arriesgan su vida al menos dos veces al día: cuando nadan desde la Isla para alimentarse y cuando regresan a tierra para descansar. Ambos viajes requieren nadar junto a lobos marinos hambrientos, para minimizar sus posibilidades de ser atrapados se lanzan como cohet
National Geographic | Enric Sala.


Los pingüinos de penacho amarillo arriesgan su vida al menos dos veces al día: cuando nadan desde la Isla para alimentarse y cuando regresan a tierra para descansar. Ambos viajes requieren nadar junto a lobos marinos hambrientos, para minimizar sus posibilidades de ser atrapados se lanzan como cohet (National Geographic | Enric Sala./)

Invertebrados bentónicos comunes de la Isla de los Estados
National Geographic | Enric Sala


Invertebrados bentónicos comunes de la Isla de los Estados (National Geographic | Enric Sala/)

Medio millón de focas peleteras fueron asesinadas por sus pieles y aceite. Ahora se pueden encontrar algunos en la isla, aunque las poblaciones no han vuelto a sus números anteriores
National Geographic | Enric Sala


Medio millón de focas peleteras fueron asesinadas por sus pieles y aceite. Ahora se pueden encontrar algunos en la isla, aunque las poblaciones no han vuelto a sus números anteriores (National Geographic | Enric Sala/)

La zona norte de Yaganes presenta fondos de profundidad con una abrupta topografía, un hábitat ideal para especies de macro-invertebrados de profundidad, como corales, gorgonias y esponjas, que a su vez proveen hábitat para invertebrados móviles y peces
National Geographic | Enric Sala.


La zona norte de Yaganes presenta fondos de profundidad con una abrupta topografía, un hábitat ideal para especies de macro-invertebrados de profundidad, como corales, gorgonias y esponjas, que a su vez proveen hábitat para invertebrados móviles y peces (National Geographic | Enric Sala./)

Además de ser una zona de anidación, las aguas colindantes a la Isla de los Estados son una importante zona de alimentación para aves marinas
National Geographic | Enric Sala


Además de ser una zona de anidación, las aguas colindantes a la Isla de los Estados son una importante zona de alimentación para aves marinas (National Geographic | Enric Sala/)

Bosque gigante de algas marinas en Isla de los Estados en un raro día soleado
National Geographic | Enric Sala.


Bosque gigante de algas marinas en Isla de los Estados en un raro día soleado (National Geographic | Enric Sala./)

Aves marinas como el pingüino de penacho amarillo realizan viajes de alimentación desde las colonias de anidación en la Isla de los Estados hasta las aguas al este de la isla y Cuenca de los Yaganes
National Geographic | Enric Sala.


Aves marinas como el pingüino de penacho amarillo realizan viajes de alimentación desde las colonias de anidación en la Isla de los Estados hasta las aguas al este de la isla y Cuenca de los Yaganes (National Geographic | Enric Sala./)

El clima en la Isla de los Estados: "bello desde lejos, pero cuando nos acercamos a la bahía bajo las nubes se siente como si nos devorara una pared de agua" dice Enric Sala fotógrafo de la expedición
National Geographic | Enric Sala


El clima en la Isla de los Estados: "bello desde lejos, pero cuando nos acercamos a la bahía bajo las nubes se siente como si nos devorara una pared de agua" dice Enric Sala fotógrafo de la expedición (National Geographic | Enric Sala/)

Patagonotothen squamiceps, una especie bentónica común observada en la excursión
National Geographic | Enric Sala


Patagonotothen squamiceps, una especie bentónica común observada en la excursión (National Geographic | Enric Sala/)

Invertebrado en el fondo del mar
National Geographic | Enric Sala


Invertebrado en el fondo del mar (National Geographic | Enric Sala/)

El límite entre la tierra y el mar, allí donde la roca queda cubierta por el mar en marea alta y descubierta en marea baja, recibe el nombre de zona intermareal
National Geographic | Enric Sala


El límite entre la tierra y el mar, allí donde la roca queda cubierta por el mar en marea alta y descubierta en marea baja, recibe el nombre de zona intermareal (National Geographic | Enric Sala/)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.