Westbrook se compromete con los Lakers: "Estoy dispuesto a todo para que este equipo gane"

La primera temporada de Russell Westbrook con Los Angeles Lakers fue todo menos un éxito y en los últimos meses fue vinculado con un posible intercambio para seguir su carrera en otro lugar, pero el jugador sostiene que está comprometido con el equipo de cara a la temporada 2022-23 de la NBA.

"Estoy dispuesto a todo lo que sea necesario para que este equipo gane. Estoy preparado para lo que se me presente. Hay tanto optimismo sobre cómo podemos ser geniales, con Anthony Davis, LeBron, yo mismo. Podemos ser imparables en mi opinión", declaró Westbrook en diálogo con la prensa.

El jugador de 33 años también reiteró que todavía tiene mucho que ofrecer, a pesar de la trayectoria descendente de sus estadísticas en la temporada 2021-22. "Ni siquiera estoy cerca de terminar. Estoy súper agradecido y bendecido de poder competir año tras año, y eso es todo lo que puedo hacer, preparar mi mente y mi cuerpo mientras juegue", afirmó.

Y agregó: "Voy a cometer errores. Ocasionalmente no voy a tener buenos partidos. Habrá momentos y tramos en los que no juegue bien. He sido dueño de eso, y hubo momentos el año pasado en los que podría haber jugado mejor, y soy dueño de esa parte. Al comenzar este año, me siento aún más preparado que en años anteriores. Espero con ansias lo que viene. Eso me ayudará a superar cualquier dificultad que se presente en mi camino".

Westbrook también dijo que los abucheos y las burlas por parte de los fanáticos no afectaron su juego, pero sí se sintió preocupado por las personas cercanas a él. "Tuve que luchar contra mi respuesta sobre cómo afecta a las personas cercanas a mí. Para mí, esa era la parte importante. La confianza no es algo que me falte", expresó.

Y continuó: "Sí, hubo momentos la temporada pasada en los que quería jugar mejor, que debería haber jugado mejor, pero mi confianza nunca flaquea. Tener malos partidos es parte de la NBA, y lo entiendo. Lo único que afectó, para mí, fue el impacto que tuvo en las personas más cercanas a mí: mi mamá, papá, esposa, hermano, amigos cercanos".

"Nunca hemos tenido que lidiar con eso como familia. Eso fue lo más difícil: ser abucheados en la cancha y tener a mis hijos allí. Miraba a mi esposa, a mis padres y trataba de convencerlos de que estaba bien. Después de haber jugado tanto tiempo en la liga, estoy más acostumbrado", cerró.

Foto: Getty Images