Vulcan Materials señala arbitrariedad en clausura de Calica

·2  min de lectura

CANCÚN, QR., mayo 7 (EL UNIVERSAL).- La compañía Vulcan Materials Company calificó como "ilegal" la clausura temporal de sus operaciones para extraer roca caliza y explotar canteras marinas en el predio La Rosita, en instalaciones de su filial en México, Sac Tun, antes Calizas Industriales del Carmen (Calica), ubicada en la Riviera Maya.

Previamente, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró las actividades de extracción de roca caliza de Sac Tun tras verificarlas y colocó de manera preventiva sellos de clausura en materia de impacto ambiental y cambio de uso de suelo en terrenos forestales.

El 2 de mayo, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que actuarían legalmente contra Calica por "engañarlo" y "burlarse" de su gobierno.

Así, la empresa —conocida por 30 años como Calizas Industriales del Carmen (Calica)— aseguró que cuenta con los permisos para operar, y advirtió que tiene la intención de seguir "enérgicamente todas las vías legales disponibles para proteger sus derechos y reanudar sus operaciones".

Al fijar su postura respecto a la clausura realizada por la Profepa, la compañía indicó que posee la capacidad de exportar inventarios disponibles de materiales pétreos para su envío a Estados Unidos, desde el puerto.

En marzo pasado, Vulcan recibió su permiso aduanero rutinario de tres años, lo que permitió a la empresa seguir prestando servicios a sus clientes.

Calica nació como una filial de Vulcan Materials, en sociedad con Grupo ICA, entre 1986 y 1987, lapso en el que obtuvo autorización para explotación de bancos de material en los predios Punta Venado y La Rosita.

Este último es un predio con una superficie de 186 hectáreas, ubicado en el kilómetro 282.6 de la carretera federal Chetumal-Cancún, en la parte continental del municipio de Cozumel, en el municipio de Solidaridad.

Ahí la empresa extrae material pétreo como sascab (piedra caliza), predominante en la Península de Yucatán, para su exportación a Estados Unidos.

La clausura se realizó en el predio La Rosita, el primero que fue adquirido entre 1986 y 1987 por la compañía filial de Vulcan Materials que, a decir de la empresa, cuenta con autorizaciones vigentes desde esa época, las cuales fueron expedidas sin fecha de caducidad; es decir, son permanentes y aún son válidas específicamente en ese predio.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.