Constituyentes de Chile esperan iniciar trabajo tras superar las fallas técnicas

·2  min de lectura

Santiago de Chile, 6 jul (EFE).- La Convención Constitucional chilena espera dar inicio a su primera sesión oficial el miércoles, tras gestionar las mejoras a las fallas técnicas que obligaron a suspender las actividades del organismo por dos días consecutivos.

Ayer, día en que se realizaría la primera sesión de redacción de la nueva Carta Magna tras la ceremonia inaugural del domingo, los 155 constituyentes debieron abandonar el antiguo Congreso Nacional por la falta de condiciones técnicas y sanitarias, como falta de espacio para evitar la propagación del covid-19 y de conectividad en las salas de trabajo.

"Cuando llegamos a hacer uso (del espacio) no estaban en funcionamiento y no existían condiciones de aforo, ni alcohol gel ni todo lo que implica el cuidado de la salud. Por esa razón ayer se suspendió el trabajo", explicó la presidenta del órgano, Elisa Loncón.

"Hoy estamos resolviendo con suma urgencia este problema sanitario. Tuvimos que resolver nosotros dado que no estaban las garantías del Gobierno, nosotros no somos responsables de que no estén presentes estas garantías porque por ley le correspondía al Gobierno tenerlas instaladas", agregó Loncón este martes.

Durante el transcurso del día, la mesa directiva de la Convención Constitucional sostuvo una serie de reuniones con el rector de la Universidad de Chile, Ennio Vivaldi, y representantes del Colegio Médico, instituciones que se pusieron a disposición del organismo para generar óptimas condiciones de trabajo.

"Las y los rectores de las Universidades públicas hemos puesto a disposición de la Convención Constitucional todas nuestras sedes e infraestructura de Arica a Puerto Williams", publicó el rector de la Universidad de Chile.

Con todo, el Gobierno también se hizo parte en la adopción de medidas para solventar las fallas y el ministro secretario general de la Presidencia, Máximo Pacheco, aseguró que ya están "todas las condiciones para que la Convención empiece a funcionar mañana".

El proceso constituyente en el que está inmerso Chile se generó tras un acuerdo entre los partidos políticos que buscaban dar una salida a la grave ola de protestas que estalló a fines de 2019 y que dejó una treintena de muertos y miles de heridos, además de episodios de violencia extrema.

Contra todo pronóstico, los independientes sin afiliación política fueron los grandes vencedores de los comicios constituyentes del pasado mayo (se llevaron 48 de los 155 escaños del órgano) y ahora la convención tendrá un año para redactar el nuevo texto, que deberá refrendarse en 2022 con otro plebiscito de salida.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.