Voto hispano gana importancia en estado Washington

SEATTLE, Washington, EE.UU. (AP) — Los electores hispanos en el estado de Washington fueron uno de los factores cruciales en la victoria del gobernador electo Jay Insleee ante el candidato republicano Rob McKenna, si el encuestador Matt Barreto está en lo correcto.

Barreto calcula que unos 140.000 latinos acudieron a las urnas en las recientes elecciones. Aunque en el estado no hubo encuestas amplias a boca de urna, el experto proyecta según sus sondeos que los hispanos en Washington votaron en proporción de 3-1 a favor del demócrata Inslee, tal como hicieron a favor presidente Barack Obama.

La proporción representaría unos 105.000 votos. Inslee derrotó a McKenna por más de 90.000 votos, en el recuento final. También se piensa que votaron en el estado en proporción similar por Inslee los electores asiático-estadounidenses, que con 7% del total del electorado superan a los hispanos.

"Sin estos dos electorados minoritarios en crecimiento, Inslee no habría podido ganar", dijo Barreto, profesor de la Universidad de Washington y director del grupo de encuestas Latino Decisions. Sin embargo, debido a que es históricamente baja la asistencia de los hispanos a las urnas, su pleno potencial no ha sido aprovechado totalmente, afirmó el especialista.

Consideró que en Washington existen otros 140.000 hispanos con derecho a voto que no están inscritos en el padrón electoral.

"La gente en el estado de Washington no acepta el potencial y el crecimiento del electorado latino", señaló Barreto. Los partidos "todavía no consideran a los hispanos como electores", apuntó.

Con las elecciones de 2012 se renovó la atención hacia los bloques minoritarios de electores después de que las encuestas de salida mostraran que Obama captó la mayor parte de los votos de los hispanos y los asiáticos, aspecto que le dio una ventaja crucial sobre el candidato republicano Mitt Romney, que obtuvo la mayoría de los sufragios del electorado caucásico, que tiende a reducirse.

A nivel nacional, Obama captó más de 70% de los votos de latinos y asiáticos. Hace apenas unos cuantos años, los votos de ambos bloques no tenían un favorito claro. El presidente George W. Bush obtuvo 40% de los votos latinos en comparación con el 23% de Romney.

Esta contundente derrota ha obligado a muchos estrategas republicanos a proponer cambios en el discurso del partido en diversos temas, en especial en el de la inmigración que interesa a esos grupos.

Sin embargo, a nivel local es difícil determinar la magnitud de la incidencia de las minorías electoras en el resultado de los comicios a nivel estatal. Pero Barreto considera que fuerzas similares obraron en el estado y que esta elección ejemplifica un aspecto que contribuye a la reconfiguración política en Washington: las minorías podrían modificar el panorama político del estado.

Si se mantiene la tendencia masiva del voto de los grupos minoritarios a favor de los demócratas, Washington podría convertirse en un estado con solidez demócrata en la legislatura y otros cargos de elección.

Actuales baluartes republicanos como el centro de Washington, por ejemplo, podrían convertirse en distritos electorales sin partido favorito y los distritos sin favorito en el oeste de Washington podrían pintarse más de azul (demócratas).

En la población total, los hispanos conforman 11% de los 6,7 millones de habitantes de Washington y son el grupo minoritario de mayor crecimiento, en tanto que los asiáticos representan 7%, según cifras estatales.

"Al igual que el resto del país, no hay duda de que el electorado es cada vez menos caucásico", dijo el asesor republicano Chris Vance.

Vance fue muy claro en cuanto a lo que el Partido Republicano necesita hacer para que atraiga a los electores de las minorías en el país. "Asumir un discurso sano sobre inmigración", señaló. "No se puede hablar ante los electores latinos con ideas descabelladas de que se va capturar y deportar a 11 millones de personas", agregó.

Los republicanos presentaron a uno de sus candidatos más fuertes para gobernador con McKenna en una generación. El se catalogaba como moderado, era muy querido y se reeligió en dos ocasiones como procurador general.

McKenna convirtió en uno de sus puntos hacer campaña firme entre los grupos minoritarios, bailó al "estilo gangnam" en el foro de la Asociación Coreana del estado de Washington e hizo toda una presentación en español durante una debate en el condado de Yakima.

También se concentró en problemas que afectan a estos grupos. Habló de su combate a las acciones fraudulentas de los llamados "notarios" que se hacen pasar como agentes de inmigración en la comunidad hispana. Hizo anuncios en español que se difundieron en radio y reclutó a organizadores de campo hispanos y asiáticos.

Sin embargo, Barreto y Vance dijeron que Mckenna no podía sacudir la imagen de los republicanos como un partido antinmigrante a nivel nacional.

En cuanto al electorado hispano, Barreto también cree que la postura de McKenna sobre las licencias de conducir y la participación de éste en la demanda para anular la Ley de Atención Asequible también podría haber costado votos.

"Es más probable que los latinos sean clase trabajadora que apoya la reforma a la atención de salud", dijo Barreto. Randy Pepple, gerente de campaña de McKenna, considera que es demasiado pronto para evaluar la dirección del voto de los electores.

Pepple aguarda ver la información propia para conocer los detalles y ver donde la campaña tuvo sus fallas y preguntarse si es una suposición firme que más de 80% de los electores hispanos registrados acudieron a las urnas.

Pepple señaló que no hay un solo grupo de electores cuyo voto no haya buscado conseguir McKenna durante su campaña. "Hay que competir en todos los grupos", afirmó. "Creo que es un error borrar a cualquier segmento de la población", agregó.

Tampoco les está yendo bien a los demócratas entre los latinos, dijo Barreto. Inslee quizá se benefició más del efecto tirón de Obama que de la propia campaña que hizo.

Señaló al 15to distrito legislativo, el primero de mayoría hispana en el estado. El candidato demócrata de este año, un estudiante universitario, fue derrotado de manera contundente.

"Si los demócratas emprenden medidas serias para la inscripción de electores, fácilmente ganarían esa banca", afirmó.

___

Manuel Valdés está en Twitter como https://twitter.com/ByManuelValdes

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK