"No volveremos a las aulas si nuestro acosador sigue ahí"

TOLUCA, Méx., febrero 29 (EL UNIVERSAL).- Estudiantes de la Facultad de Ciencias Políticas de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEMéx) se deslindaron de la toma de otros planteles de CU y advirtieron que no están en contra de tomar clases, pero que no volverán al aula si su acosador sigue ahí dentro.

Mediante un breve comunicado al que dieron lectura esta mañana dentro del plantel, indicaron que la muestra sobre la indiferencia por parte de las autoridades de la institución es que desestimaron los señalamientos a través del movimiento Me Too y tampoco han avanzado las denuncias, despidos o bajas definitivas de docentes, administrativos y alumnos señalados por violencia.

En esta escuela, dijeron, son nueve docentes y al menos tres alumnos, por lo que "recurrimos a estas formas de acción porque queremos y necesitamos ser escuchadas, sus denuncias formales no funcionan, no satisfacen las demandas de todas las compañeras, el proceso para revisar es largo y lento, cuando piden el expediente del caso, éste no existe y se revictimiza a las alumnas".

Por ello, añadieron, las denuncias quedan al aire por considerarse de poca urgencia o malentendidos y lamentaron que obligan a las estudiantes a convivir con un acosador en el aula, a pesar de haber sido señalado, porque nunca recibe castigo, "lo que demuestra la falta de sensibilidad y empatía de la institución, desenmascara la crisis de violencia".

"No queremos impunidad, revictimización, sino respeto y justicia que garantice nuestros derechos. Nos piden pruebas sin antes escucharnos, la denuncia no es la única forma de encontrarnos, entre nosotras nos escuchamos y cada día descubrimos las diferentes formas en que sufrimos".

Consideraron que este contexto violento tiene que arreglarse de raíz, para eso pidieron encontrarse, construir un sentido colectivo, organizar su sentir y sus necesidades.

"No estamos en contra de tomar clases, pero no podemos volver al aula si nuestro acosador está ahí; no podemos seguir en clases si no estamos vivas y seguras", señalaron.