‘Lo que él hizo por nosotros, nadie lo volverá a hacer’: miles de brasileños despiden a Pelé

AP - Matias Delacroix

Los brasileños despiden al Rey Pelé, y qué mejor lugar para rendirle homenaje que el estadio del Santos, en el estado de São Paulo, donde jugó de 1956 a 1974 y fue forjando su leyenda. Los restos del emblemático jugador llegaron a la ciudad el lunes por la mañana antes de ser instalados en el centro del campo para una vigilia pública de 24 horas.

El lunes por la mañana, el sol ya brillaba con fuerza en el barrio de Vila Belmiro, pero las colas crecían ante la entrada número dos del club Santos, la reservada a las personas que querían presentar personalmente sus últimos respetos a Pelé, según comprobaron nuestros enviados especiales Annie Gasnier y Richard Riffoneau.

Algunos esperaban desde el domingo por la tarde a las puertas del estadio que vio crecer al futbolista y a su leyenda. En la puerta reservada a las personalidades, una multitud de periodistas brasileños y extranjeros observaba las idas y venidas. Se esperaba al Presidente de Brasil, Lula, así como al Presidente de la Federación Internacional de Fútbol, Fifa, Gianni Infantino.

Otros se enjugaban las lágrimas a la salida del estadio, aprovechando el momento para reagruparse y recordar o incluso cantar un estribillo celebrando el gol 1.000 de los 1.281 de Pelé. Wesley, un habitual del club, declaró: "Es un día triste para nosotros, pero Pelé tenía que descansar en algún momento y nosotros teníamos que celebrarlo hoy, porque lo que hizo por el Santos y por nosotros, nadie lo volverá a hacer jamás".

Larissa Ferraz, se mostró a la vez triste y feliz por lo que Pelé ha dejado a los brasileños. "Para mí, Pelé estableció algo nuevo: el primer concepto de 'brasileñidad'", afirma.


Leer más sobre RFI Español

Leer tambien:
Un velorio de 24 horas para despedir al 'rey' Pelé en el estadio del Santos FC