Viernes Santo en Iztapalapa, viacrucis a puerta cerrada

CIUDAD DE MÉXICO, abril 3 (EL UNIVERSAL).- La pandemia no rompió esta tradición característica de Iztapalapa, que desde el año pasado tuvo que modificarse.

La representación de la Pasión de Cristo se llevó a cabo sin público para evitar aglomeraciones y contagios de Covid-19, pero con 6 millones de espectadores que siguieron la transmisión por televisión y redes sociales.