Joven, guapa y con una vida de lujo gracias a su 'sugar daddy'

Gemma tiene 19 años de edad, es de Sidney, Australia y reconoce que es una 'sugar baby', es decir, una joven atractiva que acepta los regalos y pagos de un hombre mayor que ella y con más posibilidades económicas a cambio de ciertos servicios. La gama de los mismos es amplísima, pero en el caso de esta estudiante de arquitectura se centra en hablar por teléfono y quedar una vez a la semana ya que afirma que nunca han tenido una relación íntima.

La contrapartida se traduce en mil dólares australianos (720 dólares americanos) a la semana y todo tipo de lujosos regalos por parte de su 'sugar daddy', un tipo de 38 años de edad y con muchos ceros en su cuenta corriente.

“Vive fuera así que nuestra relación es básicamente telefónica. Nunca tuvimos momentos íntimos”, afirmó a Femail.

En las ocasiones en las que ambos pueden verse en persona, generalmente es para tomar café, agarrar un almuerzo o ir de compras. Y claro, eso de llegar a su casa con bolsas llenas de artículos de sus diseñadores preferidos es un placer del que Gemma no puede prescindir.

“Al principio me costó trabajo acostumbrarme a todos esos regalos. Me decía que le enviara un listado con las cosas preferidas que me gustaría tener y de vez en cuando me sorprendía con más regalos”, agregó Gemma a la publicación. ‘Nos llevamos muy bien y tenemos conversaciones muy interesantes. Tras nuestra primera reunión (que no cita) me comenzó a regalar mil dólares a la semana con el fin de mantener mi estilo de vida”, relató la joven, quien describió a su amigo como una persona generosa, a pesar de que ella no esperaba que él se encargara de ella económicamente.

Desde junio de 2017, Gemma se inscribió en una página web para encontrar 'sugar daddies' y pronto encontró el suyo. De hecho afirmó que, a pesar de que su perfil sigue activo, esta experiencia no le impide estar comenzando una relación con un chico de su edad.