Dos jóvenes hacen un experimento a tortazo limpio para promover el uso de la mascarilla en la calle... y funciona

Una curiosa campaña en favor del uso de la mascarilla se ha vuelto viral en redes sociales por la instantánea forma de convencer a las personas más descuidadas a la hora de protegerse contra el virus. Dos amigos colombianos parodian una discusión en la que uno de ellos echa en cara al otro que lleve la mascarilla bajada. El primero protesta con vehemencia por esta circunstancia y acaba dándole un tortazo para que se la ponga, cubriéndose debidamente la boca y la nariz. El caso es que lo hacen siempre a pocos metros de distancia de otras personas que no llevan bien colocada la mascarilla, lo que consigue que en el momento de la cachetada, la gente que no hay en el entorno no dude ni un instante en colocarse bien la protección para no recibir ellos el golpe. Una idea muy peculiar que ha causado furor en las redes sociales, especialmente en Colombia, de donde son originarios los protagonistas Aldy White y su amigo. Incluso muchos usuarios de Facebook y Twitter se han ofrecido a replicar la idea en distintas ciudades del país sudamericano. El uso de la mascarilla es de vital importancia para frenar la transmisión del virus. Tanto para evitar contagiarse de las personas que están infectadas, como para tratar de impedir el contagio de otras personas si es uno mismo el que es positivo por COVID. Una idea en la que insisten las autoridades, ya que la mayoría de las personas que contraen el virus, pasan la enfermedad sin saber siquiera que la han tenido.