Video: una periodista rompe en llanto al informar nuevas muertes por coronavirus

LA NACION
·2  min de lectura

Mientras las funerarias y los hospitales de California, Estados Unidos, continúan abrumados por el aumento de contagios de Covid-19, con cerca de 1 millón de casos locales y un muerto por cada ocho minutos, la cadena CNN emitió un crudo informe con la historia de una familia latina de Los Ángeles que se vio obligada a realizar el funeral de uno de sus integrantes en un estacionamiento a cielo abierto.

Luego del reporte, en donde hablaron familiares y médicos, la corresponsal de CNN Sara Sidner salió en vivo desde el hospital para cerrar la nota, pero se quebró y comenzó a llorar desconsolada: "Este es el décimo hospital que he visitado... lo siento. Pido disculpas... intento seguir con esto", dijo con la voz entrecortada.

Project Hazel: el barbijo transparente con luces y parlantes de Razer

"Ver la forma en que estas familias tienen que vivir, y la angustia que llega tan lejos y a tantos. es realmente difícil de aceptar", siguió la cronista. "Lo siento", volvió a decir.

En ese momento, la presentadora del noticiero, Alisyn Camerota, le dijo que no había "razón para pedir disculpas".

Una periodista de CNN se conmovió al aire en una nota sobre las víctimas del coronavirusUna periodista de CNN se conmovió al aire en una nota sobre las víctimas del coronavirus

"Hemos estado observando tus informes en el terreno durante este año horrible y a todos nos ha impresionado el dolor colectivo en el que estamos, y ver a estas familias que tienen que hacer un funeral en un estacionamiento es un trauma colectivo que estamos viviendo", dijo la conductora. "Sara, todos apreciamos el corazón que le estás poniendo a tus informes".

Maltrato animal: apareció un manatí con la palabra "Trump" escrita en el lomo

"Simplemente esto no está bien", dijo la cronista apenas se repuso. "Estas familias no deberían estar pasando por esto. Nadie debería estar pasando por esto. Entonces, por favor escuchen lo que dice esta familia, no dejen que les pase a ustedes, tomen precauciones extra si es necesario, exageren si es necesario, hagan lo que puedan para evitar que la enfermedad mate a sus familiares y amigos", remarcó Sara.

"No podríamos verlo tan vívidamente sin tu informe. Esto les está pasando factura a los reporteros que visitan los hospitales. Acabás de hacer un gran trabajo para nosotros", concluyó Alisyn.

En los Estados Unidos la pandemia de coronavirus cobró la vida de más de 380.000 personas.