Venezuela rechaza metodología del Informe de DD.HH. de la ONU

Ginebra, 27 Feb (Notimex).- El gobierno de Venezuela rechazó hoy las metodologías implementadas por la ONU para la elaboración del informe sobre la situación de los derechos humanos en Venezuela, aunque ratificó la voluntad de diálogo y cooperación con el organismo internacional.

Venezuela puntualizó que el personal de la Oficina de la Alta Comisionada Michel Bachelet pudo comprobar que la situación de derechos humanos del país "dista notablemente del panorama que presentaron hoy miembros del Consejo de Derechos Humanos".

El informe de la Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU señaló que realizaron tres visitas a centros de detención durante 2019, en las que se hicieron entrevistas confidenciales con 28 personas.

En el documento también se destaca que hay más de 130 casos de presuntas violaciones a los derechos humanos en contra de personas que han sido privadas de su libertad.

"Reitero mi llamamiento para la liberación incondicional de todos los detenidos por razones políticas, incluida la implementación de las conclusiones del Grupo de Trabajo sobre la detención arbitraria", indicó Bachelet.

Al respecto, el viceministro para Temas Multilaterales del Ministerio del Poder Popular para Relaciones Exteriores, Alexander Yánez, subrayó que el gobierno del Estado brindó al personal de la alta comisionada todo el apoyo competente para que pudieran cumplir su trabajo, en estricto apego a los principios del derecho internacional establecidos en la Carta de Naciones Unidas.

“Aún falta mucho camino por recorrer para alcanzar documentos equilibrados y apegados a los principios que deben regir el tratamiento de los asuntos de derechos humanos”, enfatizó el viceministro Yánez.

Con relación a los derechos humanos, destacó que las sanciones económicas y financieras impuestas por el gobierno de Estados Unidos son “un ataque sistemático y generalizado contra la población; es un crimen de lesa humanidad”.

El viceministro concluyó su participación en el 43 periodo de sesiones del Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra diciendo: “los derechos humanos no deben ser utilizados como armas para enmascarar estrategias de cambio de régimen que solo generan violencia, sufrimiento y violaciones de los propios derechos humanos”.

-Fin de nota-

NTX/I/AMC/ECA