Venezuela retiene a tres estadounidenses acusados de intentar ingresar ilegalmente al país

·3  min de lectura

WASHINGTON, 12 jul (Reuters) -Venezuela arrestó este año al menos a tres ciudadanos estadounidenses acusados de intentar ingresar ilegalmente al país, y actualmente se encuentran detenidos, según el Departamento de Estado de Estados Unidos y una persona familiarizada con el asunto.

El gobierno del presidente Nicolás Maduro ha tratado de mantener en silencio los arrestos de los tres estadounidenses mientras continúan los contactos diplomáticos incipientes con Washington, agregó la fuente.

Los tres detenidos se suman a otros ocho estadounidenses que han estado encarcelados en Venezuela desde hace tiempo, incluidos cinco exejecutivos de Citgo Petroleum, la filial estadounidense de la estatal petrolera venezolana PDVSA.

El gobierno de Venezuela no respondió de inmediato a solicitudes de comentarios.

"Podemos confirmar el arresto de ciudadanos estadounidenses en Venezuela en enero y marzo de este año", dijo un portavoz del Departamento de Estado. "Nos tomamos en serio nuestro compromiso de ayudar a los ciudadanos estadounidenses en el extranjero. Debido a consideraciones de privacidad, no tenemos más comentarios".

Estados Unidos considera que los tres hombres, arrestados en incidentes separados, fueron detenidos injustamente, según una de las fuentes. Están acusados ​​de cruzar ilegalmente a Venezuela y de otros delitos no especificados, agregaron las fuentes. El Departamento de Estado se negó a confirmar sus nombres.

El abogado de Los Ángeles Eyvin Hernández, de 44 años, y el programador informático de Texas, Jerrel Kenemore, de 52, fueron detenidos en marzo, mientras que un tercer estadounidense anónimo fue detenido en enero, informó The Associated Press.

No estaba claro por qué viajaron a Venezuela. Un aviso de viaje del Departamento de Estado del 19 de mayo instó a los estadounidenses a no ir a Venezuela debido, entre otras razones, al riesgo de detención "sin el debido proceso".

Los arrestos de marzo siguieron a la liberación de dos estadounidenses a principios de mes, poco después de una visita de la delegación de Washington de más alto nivel en años. Una segunda delegación que visitó Caracas a fines de junio no logró asegurar la liberación de ninguno otro prisioneros.

Los funcionarios estadounidenses han utilizado las visitas no solo para liberar a sus ciudadanos detenidos, sino también para convencer al gobierno de Maduro de que reinicie las negociaciones estancadas con la oposición del país, según personas familiarizadas con el asunto. El mandatario tiene que acordar la fecha para las negociaciones.

Después de años hostilidades, el tenue reinicio de conversaciones entre Estados Unidos y Venezuela se produjo tras la invasión de Rusia a Ucrania, que ha golpeado los suministros mundiales de petróleo.

Las conversaciones del mes pasado, en las que estuvo el embajador de Estados Unidos en Venezuela, James Story, fueron sobre asuntos políticos, no del sector petrolero, bajo sanciones de Estados Unidos desde 2019, dijeron las fuentes.

Las familias de varios detenidos emitieron un comunicado el lunes instando al secretario de Estado, Antony Blinken, a reemplazar a Story, acusándolo de socavar los esfuerzos para liberar a los prisioneros al priorizar las cuestiones de política.

El Departamento de Estado, consultado sobre las acusaciones, dijo: "Estamos agradecidos por la asociación, los comentarios y la defensa de las familias que tienen seres queridos detenidos injustamente en el extranjero".

(Reporte de Matt Spetalnick y Humeyra Pamuk. Información adicional de Marianna Párraga en Houston y Vivian Sequera en Caracas. Editado en español por Mayela Armas)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.