Vandalizan en Tulum mural en honor a Victoria Salazar

·2  min de lectura

TULUM, QR., abril 3 (EL UNIVERSAL).- Un mural en Tulum, elaborado por colectivas feministas para honrar a la migrante salvadoreña Victoria Salazar, asesinada por policías municipales, fue vandalizado sin que las autoridades de esa demarcación intervinieran para impedirlo.

Pintado a mano, con la leyenda "los derechos humanos no tienen fronteras" y aún con veladoras que las mujeres colocaron al pie de la imagen el 29 de marzo pasado, el mural localizado en el palacio municipal fue destruido con pintas que refieren groserías contra el alcalde Víctor Mas Tah y contra Morena.

La sociedad civil organizada elaboró el mural con la participación de artistas, mediante una convocatoria abierta que realizó la Colectiva Feminista Tulum, que repudió este sábado los daños ocasionados a pintura en memoria de Victoria Salazar, víctima de feminicidio hace una semana.

"Estos hechos dejan en evidencia la intención de confrontarnos y utilizar el movimiento que lucha por los derechos humanos de las mujeres, para hacer un posicionamiento de partidos políticos en un contexto electoral.

"Nos dirigimos al presidente municipal, Víctor Mas Tah, y al gobernador, Carlos Joaquín -de quien depende el mando único- para que giren las instrucciones correspondientes a fin de que protejan este mural como reparación simbólica del daño a las víctimas de feminicidio", expresó la colectiva en un comunicado de prensa.

Las feministas recordaron que la reparación simbólica forma parte de las medidas señaladas en la declaratoria de la Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVG), decretada en Quintana Roo el 7 de julio de 2017.

"Es importante recordar los nombres de las víctimas de feminicidios en Tulum y todo el estado. Recordamos que las colectivas feministas somos apartidistas y no permitiremos que la lucha sea utilizada para fines políticos", subrayó el grupo.

Por la Red Feminista Quintanarroense (RFQ) se solidarizó con la Colectiva de Tulum y, a través de Ariadne Song, expresó que lo ocurrido con el mural deja en evidencia que ni vivas ni muertas hay un respeto por las mujeres.

"Un mural que es una obra artística, que fue producto de una convocatoria abierta por la Colectiva Feminista de Tulum, es víctima de un mensaje con tintes políticos para querer enfrentar a las feministas con cualquier otro partido, pero nosotras somos partidistas y sabemos que este ataque es una provocación.

"Lo que nos duele es que la sociedad aun después de muertas, nos revictimizan, no tenemos justicia, quieren seguir invisibilizando nuestros nombres y aún cuando la autoridad da información sobre el caso, lo sigue tratando como una cifra más, como un número, cuando era una mujer con sueños, con proyectos y una familia", manifestó.

En entrevista, resaltó que sobre el caso de Victoria, el presidente de El Salvador, Nayib Bukele, tuvo que salir a dar información para presionar a que las autoridades mexicanas y para que las de Quintana Roo aportaran datos sobre el feminicidio.