“Vacunas prototipo”: el ambicioso plan de Anthony Fauci para prevenir futuras pandemias

·4  min de lectura
Anthony Fauci reflotó una idea de un colega de 2017
Anthony Fauci reflotó una idea de un colega de 2017

NUEVA YORK.- En un esfuerzo por evitar otra pandemia en los próximos años, el doctor Anthony Fauci, máximo referente epidemiológico de Estados Unidos, quiere lanzar un ambicioso plan para fabricar “vacunas prototipo” capaces de generar inmunidad contra unas 20 familias de virus que representan una amenaza para la vida humana.

No será barato y el costo anual “será de varios miles de millones de dólares”, dijo Fauci, y agregó que la primera tanda de resultados recién estaría lista dentro de al menos cinco años. También señaló que para realizar los estudios sería necesaria la colaboración de un inmenso número de científicos.

Alerta en Indonesia: en medio de su peor brote, tiene la tasa más alta de muertes de niños por Covid

“La suma de dinero que haría falta es grande, pero después de lo que tuvimos que pasar, no hay que descartarlo”, declaró Fauci a The New York Times.

Con las mismas herramientas de investigación que funcionaron bien con el coronavirus del Covid-19, los científicos analizarían la estructura molecular de cada virus en busca de los puntos débiles y estudiarían la forma de enseñarle al sistema inmune a fabricar anticuerpos que ataquen esos puntos vulnerables.

“Si conseguimos el financiamiento, y creo que así será, podríamos arrancar en 2022”, dijo Fauci, y agregó que está fogoneando la idea “en conversaciones con la Casa Blanca y varias instituciones”.

El doctor Francis Collins, director de los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos, dijo que los fondos necesarios seguramente aparecerán y que el proyecto “es muy convincente”.

“Aunque empecemos a vislumbrar un final exitoso de la pandemia de Covid-19, no tenemos que dormirnos en los laureles”, señaló Collins.

Isla Mauricio reabrió sus fronteras y se dispararon los casos de coronavirus

Gran parte del apoyo financiero provendría de la agencia que dirige Fauci, el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID, por sus siglas en inglés), pero el Congreso tendría que reforzar con fondos adicionales. El presupuesto del instituto para este año, por ejemplo, es de un poco más de 6000 millones de dólares.

Cómo funcionaría

La idea es que cuando se detecte un nuevo virus capaz de pasar de los animales a las personas, los científicos podrían inmunizar a las personas del brote inicial mediante la rápida fabricación de la vacuna prototipo necesaria.

“La clave sería tratar de restringir el efecto derrame de los brotes”, dijo el doctor Dennis Burton, investigador de vacunas y director del departamento de inmunología y microbiología del Instituto de Investigación Scripps.

El proyecto “vacunas prototipo” fue ideado por el doctor Barney Graham, subdirector del Centro de Investigación de Vacunas del NIAID. Graham habría presentado su idea ya en febrero de 2017, durante una reunión privada de directores de institutos de salud.

En aquella oportunidad, Graham señaló que año tras año había virus que amenazaban con convertirse en pandemias: la gripe porcina H1N1 en 2009, el Chikunguña en 2012, el MERS en 2013, el Ébola en 2014, el Zika en 2016. Y cada vez, los científicos corrieron a intentar desarrollar una vacuna. Tuvieron éxito una sola vez, y parcialmente, con una vacuna contra el ébola que ayudó a controlar la epidemia pero que no funcionó contra otras cepas de ébola. Las otras epidemias se desvanecieron antes de que se pudieran fabricar o probar las vacunas.

Pero los investigadores ahora tienen nuevas herramientas, desarrolladas durante la última década, que les permiten ver las estructuras moleculares de los virus, aislar anticuerpos capaces de bloquearlos, y luego ver cómo acoplarlos. El resultado: la capacidad de apuntar a cada patógeno que surja con mayor precisión.

Cuando escuchó la idea de Graham en 2017, Fauci se entusiasmó. “A mí y a muchos otros del comité ejecutivo nos pareció algo perfectamente factible”, dijo Fauci en sus declaraciones al Times.

Ahora, el instituto a su cargo ha creado una hoja de cálculo para cada una de las 20 familias de virus, donde consta todo lo que se sabe sobre la anatomía y las vulnerabilidades de cada patógeno, dijo el doctor John Mascola, director del Centro de Investigación de Vacunas del instituto.

“Respecto de cada familia de virus, estamos en una etapa de conocimiento diferente, y lo mismo en cuanto a las vacunas”, dijo Mascola. Las vacunas contra la fiebre de Lassa y el virus Nipah, por ejemplo, se encuentran en sus primeras etapas de desarrollo. Las vacunas contra el zika y el chikunguña están más avanzadas.

The New York Times

Traducción de Jaime Arrambide

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.