Vacunas: a 25 días de comenzar la inmunización de adolescentes, solo se aplicó el 37,5% de las dosis

·6  min de lectura
Vacunación de menores con comorbilidades menores de 18 en Neuquén
Yamil Regules

El 3 de agosto pasado fue considerado un día bisagra en la vacunación en la Argentina. Ese martes, formalmente 900.000 adolescentes de entre 12 y 17 años considerados vulnerables contra el coronavirus Covid-19 pudieron acceder a recibir la primera de las dos dosis de la vacuna de Moderna, la única con la que cuenta la Argentina para aplicar a personas de ese rango etario.

Sin embargo, a 25 días del arranque de la vacunación en jóvenes con comorbilidades, solo comenzaron el proceso de inmunización menos del 38%.

Según los datos oficiales, que comparte todas las mañanas el Ministerio de Salud de la Nación, hasta hoy fueron 337.269 los chicos de entre 12 y 17 años que recibieron una dosis de Moderna en el país y 549 ya completaron el esquema.

En el arranque de la campaña, las inscripciones por cada provincia fueron dispares. En el caso de la provincia de Buenos Aires se anotaron 117.000. En la Ciudad de Buenos Aires fueron cerca de 9300.

En concreto, para hacer frente a la aplicación de la primera dosis, cada jurisdicción recibió hace un mes la siguiente cantidad de vacunas:

  • Buenos Aires: 347.760 dosis

  • Ciudad de Buenos Aires: 60.480 dosis

  • Catamarca: 8400 dosis

  • Chaco: 23.520 dosis

  • Chubut: 12.180 dosis

  • Córdoba: 74.760 dosis

  • Corrientes: 21.840 dosis

  • Entre Ríos: 27.300 dosis

  • Formosa: 11.760 dosis

  • Jujuy: 15.120 dosis

  • La Pampa: 7140 dosis

  • La Rioja: 8400 dosis

  • Mendoza: 39.480 dosis

  • Misiones: 25.200 dosis

  • Neuquén: 13.440 dosis

  • Río Negro: 15.120 dosis

  • Salta: 28.560 dosis

  • San Juan: 15.540 dosis

  • San Luis: 10.080 dosis

  • Santa Cruz: 7140 dosis

  • Santa Fe: 70.280 dosis

  • Santiago del Estero: 20.160 dosis

  • Tierra del Fuego: 3640 dosis

  • Tucumán: 33.740 dosis

Al igual que con el reparto anterior, el criterio de distribución de la vacuna Moderna se realizó en base a los datos del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC).

Al cruzar los datos de las dosis recibidas para adolescentes en función del registro nacional de dosis aplicadas a esas personas, surge que solo una provincia aplicó el total -y un 42% más-, mientras que el resto está muy lejos.

Incluso, tres jurisdicciones están por debajo del 20% de las dosis recibidas para adolescentes. Si se organizan de mayor a menor, el ranking es el siguiente:

  1. Formosa: aplicó un 142%, ya que, recibió 11.760 y destinó 16.716 a adolescentes

  2. Misiones: aplicó 24.805 dosis, el 98% de las 25.200

  3. La Rioja: aplicó 6612 dosis, el 79% de las 8400

  4. Corrientes: aplicó 15.794 dosis, el 72 % de las 21.840

  5. Chaco: aplicó 15.671 dosis, el 67 % de las 23.520

  6. La Pampa: aplicó 3427 dosis, el 48% de las 7140

  7. Jujuy: aplicó 6956 dosis, el 46% de las 15.120

  8. San Juan: aplicó 6995 dosis, el 45% de las 15.540

  9. Neuquén: aplicó 5756 dosis, el 43% de las 13.440

  10. San Luis: aplicó 4164 dosis, el 41% de las 10.080

  11. Catamarca: aplicó 3279 dosis, el 39% de las 8400

  12. Buenos Aires: aplicó 131.749 dosis, el 38 % de las 347.760

  13. Salta: aplicó 9586 dosis, el 34% de las 28.560

  14. Río Negro: aplicó 4891 dosis, el 32% de las 15.120

  15. Santa Fe: aplicó 20.853 dosis, el 30% de las 70.280

  16. Chubut: aplicó 3520 dosis, el 29 % de las 12.180

  17. Santa Cruz: aplicó 1972 dosis, el 28% de las 7140

  18. Ciudad de Buenos Aires: aplicó 15.153 dosis, el 25% de las 60.480

  19. Entre Ríos: aplicó 6765 dosis, el 25% de las 27.300

  20. Tucumán: aplicó 7402 dosis, el 22% de las 33.740

  21. Santiago del Estero: aplicó 4130 dosis, el 20% de las 20.160

  22. Córdoba: aplicó 13.668 dosis, el 18% de las 74.760

  23. Tierra del Fuego: aplicó 659 dosis, el 18% de las 3640

  24. Mendoza: aplicó 6746 dosis, el 17% de las 39.480

Quienes forman parte de los grupos priorizados para la vacunación adolescente son los que tienen entre 12 y 17 años sumado a quienes tienen:

  • Diabetes tipo 1 o 2.

  • Obesidad grado 2 (IMC > 35) y grado 3 (IMC > 40).

  • Enfermedad cardiovascular crónica: Insuficiencia cardíaca, enfermedad coronaria, valvulopatías, miocardiopatías, hipertensión pulmonar, cardiopatías congénitas.

  • Enfermedad renal crónica (incluidos pacientes en diálisis crónica y trasplantes) y síndrome nefrótico.

  • Enfermedad respiratoria crónica: Enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), fibrosis quística, enfermedad intersticial pulmonar, asma grave; requerimiento de oxígeno terapia; enfermedad grave de la vía aérea; hospitalizaciones por asma.

  • Enfermedad hepática: Cirrosis, hepatitis autoinmune.

  • Personas que viven con VIH independientemente del CD4 y CV.

  • Pacientes en lista de espera para trasplantes de órganos sólidos y trasplantes de células hematopoyéticas.

  • Pacientes oncológicos y oncohematológicos con diagnóstico reciente o “activa”.

  • Personas con tuberculosis activa.

  • Personas con discapacidad intelectual y del desarrollo.

  • Síndrome de Down.

  • Personas con enfermedades autoinmunes y/o tratamientos inmunosupresores, inmunomoduladores o biológicos.

  • Adolescentes que viven en lugares de larga estancia.

  • Personas gestantes de 12 a 17 años con indicación individual.

  • Personas con carnet único de discapacidad (CUD) vigente.

  • Personas con pensión de ANSeS por invalidez aunque no tengan CUD.

  • Personas con pensión de ANSeS por trasplantes aunque no tengan CUD.

En este contexto, el Gobierno Nacional envió entre el jueves y ayer el segundo lote de 900.000 dosis para las 24 jurisdicciones.

“No sabemos de dónde sacaron el número de 940.000″

No sabemos de dónde sacaron el número de 940.000. Siempre nos pareció mucho esa cifra”, dijo a LA NACION Francisco DaGiau, padre de Milagros, y referente de la Asociación Vacuname, que se creó a raíz de la falta de vacunas para menores con enfermedades de riesgo.

Al cotejar los datos junto a LA NACION, DaGiau se mostró sorprendido por la diferencia. “Nunca supimos de dónde hacían esa estimación y siempre nos pareció excesiva. No sabemos por qué nunca hablaron con nosotros. Pero los médicos hablaban de 150 mil chicos al principio y después el Ministerio de Salud salió con 940 mil. Lo raro es que le erraron por el 70 por ciento”, dijo.

Ante la consulta de si la diferencia puede deberse a padres que hayan optado por no vacunar a sus hijos con Moderna, DaGiau respondió: “No. Incluso hay chicos que por alguna razón médica no se la pudieron dar que están pidiendo las familias que se la reserven”.

Lo que sí es que en casi un mes vacunaron 370 mil. Eso es muy lento. En La Plata y en otras ciudades del conurbano empezaron una semana más tarde por ejemplo. Sin explicación alguna. Se perdió tiempo valioso. En el caso de mi hija, que fue el caso que inició toda la pelea por la vacunación, como somos de La Plata empezó una semana después. Con lo cual se va a atrasar una semana más en volver a sus actividades. Para ellos no es nada y para nosotros es muchísimo”, aseguró el padre de Milagros.

Sobre qué hacer con las dosis que no se aplicaron, en un contexto donde la variante delta está próxima a circular en el país, el hombre recordó: “Hay médicos que recomiendan vacunar a los hermanos convivientes de los chicos con enfermedades y sé que hay algunos fallos judiciales también de amparos en esa línea”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.