"Vacunarse no significa dejar de usar cubrebocas"

·4  min de lectura

OAXACA, Oax., noviembre 7 (EL UNIVERSAL).- Este viernes, la Red Osmo de Investigación Clínica en Oaxaca inició con la aplicación en el primer bloque de 10 voluntarios para el ensayo clínico fase 3 de la vacuna contra el Covid-19 que desarrolla CanSino Biologics, un laboratorio chino-canadiense.

En entrevista con EL UNIVERSAL, Víctor Bohórquez López, director de la Red Osmo en Oaxaca, explica que esta vacuna es una de las siete que se encuentran en ensayo clínico en el mundo y es la antesala para que se aplique a la población en general y a su comercialización.

Este procedimiento, detalla, les permitirá tener el soporte científico para afirmar que la vacuna es segura y eficaz ante el virus causante de la pandemia.

En la tercera fase de ensayos de la vacuna de CanSino participarán 40 mil personas voluntarias de diferentes países; en el caso de México son 15 mil participantes de 13 entidades del país; mil de ellos de Oaxaca.

Bohórquez López detalla que los voluntarios deberán firmar un documento de consentimiento, en el cual se les explica de manera detallada en qué consiste el estudio, cuántas visitas tendrá que realizar al laboratorio y qué procedimiento se realizará en cada una de ellas.

También se les indica cuáles son los efectos adversos que han presentado otros sujetos que formaron parte del estudio, cuáles son los beneficios, sus derechos y obligaciones, entre otra información y aclara que, al ser voluntario, el sujeto se puede retirar del estudio en el momento en que lo desee.

Una vez que haya firmado su consentimiento, a cada uno se le harán estudios clínicos y de laboratorio para conocer cuál es su estado de salud y determinar si es sujeto o no de participación, con el fin de no poner en riesgo su salud con la aplicación de la vacuna.

Si pasa estas pruebas, señala el especialista, recibirá la vacuna y seguirá un proceso de seguimiento que dura un año.

"Aquí se les va a aplicar la vacuna y las personas siguen con su vida normal y cotidiana con todas las medidas de protección que tenemos, eso es muy importante. Al aplicarse la vacuna no significa que ya se van a quitar el cubrebocas. Lo que busca la vacuna es protegernos al estar en contacto con la población", detalla Bohórquez.

Hasta ahora la dosis del laboratorio CanSino no ha provocado ningún efecto adverso serio en los participantes de los ensayos clínicos en todo el mundo. Por eso, agrega el director de la Red Osmo en Oaxaca, la importancia de incluir a 40 mil personas, para confirmar su eficacia y seguridad.

Quién sí y quién no

Bohórquez López detalla que para ser voluntarios se necesita certificar que no se ha tenido Covid-19 con un reporte de laboratorio, ser mayores de 18 años y, aclara, pueden participar personas diabéticas e hipertensas que estén controladas. Los únicos que no pueden participar son los menores de 18 años, mujeres embarazadas o en lactancia.

El director de la Red Osmo en Oaxaca llama a la población a sentirse segura de participar en los ensayos, sobre todo por los comentarios negativos que se han hecho en redes sociales, donde se señala que "son conejillos de indias" y que "en Oaxaca están experimentando".

"Todos los medicamentos, incluidos aquellos que compramos en las farmacias, tienen que pasar y pasaron por este proceso, por una investigación clínica y, para ello, debe haber voluntarios. Tienen mucha normatividad y son muy vigilados", explica.

El especialista añade que la Red Osmo se encarga de salvaguardar la integridad de los pacientes, contribuir al conocimiento científico y en este momento, se tiene la oportunidad de participar en algo tan importante para el mundo como es el desarrollo de una vacuna contra el coronavirus.

"Los laboratorios [que participan en el ensayo] se eligen con base en los años de experiencia; que haya un investigador con la capacidad de realizar este estudio y en Oaxaca nosotros tenemos más de 10 años de experiencia, son muy reconocidos a nivel internacional, siempre que hay un estudio los laboratorios piensan en Oaxaca.

"Nos sentimos muy orgullosos de que en Oaxaca se conduzcan estudios de investigación de índole internacional y que siempre nos seleccionen", dice.

La pandemia del coronavirus mantiene en confinamiento prácticamente a casi todos los países y ha dejado hasta ayer más de un millón 240 mil muertos en todo el mundo y más de 49 millones de personas contagiadas. En nuestro país, el reporte oficial marca poco más de 949 mil personas contagiadas y 93 mil 772 defunciones.