"Con la vacuna, estaremos más tranquilos ": adulto mayor de Yucatán

·3  min de lectura

IZAMAL, Yuc., marzo 27 (EL UNIVERSAL).- Para los adultos mayores de Yucatán, recibir la vacuna contra Covid-19, representa "vivir con más tranquilidad y dejar el miedo", según coincidieron varios de ellos que recibieron vacunas de Pfizer.

Izamal, considerado "pueblo mágico" ubicado en el centro del Estado, fue ahora uno de los municipios beneficiados con la inmunización.

Autoridades del Gobierno del estado constataron el funcionamiento del centro de vacunación que se habilitó en esta población, en la que se están administrando parte de las 13 mil 650 dosis destinadas de la farmacéutica Pfizer que arribaron al estado, además de Izamal, para las localidades de Tekax, Peto, Tinum y Akil entre otras. En Mérida, la vacunación iniciará hasta dentro de dos semanas.

El lugar de la vacunación se instaló en el domo del parque San Marcos, donde se llevan a cabo las áreas de registro de adultos mayores y posteriormente se les traslada al Hospital Rural Número 62 del IMSS.

Allí mismo, Miguel Ángel Miranda Chan, de 62 años de edad y originario de la comisaría de Xanabá, de Izamal, acudió con su familia a que lo vacunaran contra el Covid.

El hombre es una persona de campo que se ha dedicado toda su vida a administrar sus parcelas para autoconsumo. Después de ser vacunado, manifestó que le pareció una excelente noticia contar con esta oportunidad de recibir la vacuna, "pues ya es menos riesgo para nosotros de contagiarnos".

"Ahora podemos vivir más tranquilos y también dejar el miedo y proteger a la familia"; sin embargo estuvo de acuerdo en que es necesario seguirse cuidándose.

"A mí me perjudicó mucho la pandemia, pues uno se quedaba más nervioso e intranquilo por la situación económica y además de que uno estaba a diario buscando como cuidarse", declaró.

"Tenía temor de salir a la calle o viajar a grandes ciudades con más números de habitantes; sin embargo, ahora con la vacuna podré realizar las actividades con un poco más de seguridad", dijo el agricultor.

Recordó que cuando todo esto inició hace un año, se sentía con ansiedad, desesperado y con mucho miedo de la enfermedad, y hasta el día de hoy sigue tomando todas las medidas que se han recomendado.

Pero hoy, tras vacunarse, se dijo más tranquilo, "pues esta vacuna es una gran seguridad que nos brindan y así nos seguiremos cuidando", opinó.

Para apoyar a conseguir el ingreso familiar, don Miguel Ángel realiza trabajos eventuales desde su hogar. Sin embargo, su esposa sale a vender sus creaciones de hilo contado para apoyar a su esposo.

"Está vacuna es la esperanza de que no nos enfermemos, de que haya salud, de poder cuidar a la familia, con esta enfermedad la mente piensa mucho y nos preocupamos y ésta igual es una inyección de tranquilidad", concluyeron diciendo.

"Ahora con mayor seguridad podré salir a vender y ayudar a mi esposo con el dinero para el hogar", finalizó.

"Sabemos que esta enfermedad va a durar muchos años. Pero la vacuna ya es un logro para todos nosotros", expresaron finalmente.

Hasta el corte de ayer, la aplicación de vacunas contra el coronavirus para adultos mayores presenta un avance en Oxkutzcab del 38% de las dosis recibidas, en Hunucmá el 92.3%, en Chemax un 24.3%, en Acanceh 78.6%, en Chichimilá 64.1%, en Buctzotz el 81.9%, Río Lagartos con 60.1%, San Felipe el 100%, Tekax con un 83.8%, Peto el 46.6%, Izamal 33.8%, Akil 95.8% y Tinum con un 57.9%.

Asimismo, se están aplicando vacunas a mayores de 60 años en Tizimín con un avance del 92.3% y Maxcanú con 83.6%. Las vacunas que fueron destinadas a adultos mayores de Ticul, Espita, Kanasín, Progreso, Tixkokob, Temozón, Valladolid, Motul, Conkal, Kaua y Umán; así como a personal médico de áreas Covid y en primer nivel de atención médica, ya se aplicaron en su totalidad.