Uruguay cae 3-0 ante Bolivia; Tabárez no tira la toalla

·4  min de lectura

LA PAZ, Bolivia (AP) — ¿Llegó el fin de la era de Óscar Tabárez en Uruguay?

Bolivia se agrandó en la altura de La Paz al golear el martes 3-0 a una Uruguay que sigue marchitándose y se alejó más de los puestos de clasificación a la Copa Mundial de Qatar 2022.

Pese a sufrir la cuarta derrota consecutiva en estas eliminatorias sudamericanas, Tabárez aseguró que no contempla renunciar al mando de una selección que dirige desde hace 15 años.

“No sé quién me puede exigir eso (la renuncia), después del tiempo de trabajo que se tuvo”.

Le quedan cuatro partidos para enderezar el rumbo.

En una tarde inolvidable, Juan Carlos Arce firmó un doblete a los 30 y 79 para la Verde que enlazó su tercer triunfo seguido como local. Marcelo Martins fue el autor del segundo tanto boliviano con una definición de cabeza al filo del descanso.

Martins se consolidó como el máximo goleador de las eliminatorias sudamericanas al llegar a las nueve conquistas, aunque el delantero malogró un penal en el segundo tiempo.

Bolivia jugó el último cuarto de hora en inferioridad numérica por la expulsión de Carmelo Algarañaz con roja directa.

La Celeste acumula 16 puntos y marcha en la séptima plaza, fuera de los puestos de clasificación directa y el boleto de repechaje.

Los cuatro primeros de Sudamérica se clasifican directamente al Mundial y el quinto disputará un repechaje intercontinental. Brasil (35 puntos) y Argentina (29) certificaron sus boletos, mientras que Ecuador (23) acaricia el suyo.

Seis selecciones remarán por última plaza directa y el repechaje en las últimas cuatro fechas.

Después de 14 partidos, el orden del cuarto al noveno lugar quedó así: Colombia y Perú (ambos con 17 puntos), Chile y Uruguay (con 16 cada uno), Bolivia (13); y Paraguay (13). Venezuela (7) cierra la tabla de 10 equipos.

Sumida en su peor racha en las eliminatorias, Uruguay no da señales de recuperación.

Se trata de la primera vez que Uruguay pierde cuatro partidos consecutivos por las eliminatorias desde que empezó a disputarlas en 1957. También lleva cinco fechas seguidas sin ganar.

Muy cuestionado por la espiral negativa, Tabárez insistió que no piensa dar un paso atrás.

“No he considerado irme tirando la toalla. Soy un profesional, firmé un contrato y ahí está redactado todo lo que tengo que hacer" afirmó el técnico de 74 años de edad.

En el segundo ciclo del “Maestro” Tabárez, los uruguayos accedieron a los tres últimos mundiales, alcanzando las semifinales en Sudáfrica 2010. También ganaron la Copa América de 2011.

Tabárez señaló que la goleada dejó un “desazón en el vestuario” y que la selección ya no depende de sí misma.

“Lo único que queda es mirar adelante y seguir luchando”, subrayó Tabárez.

Uruguay se cavó su propia fosa con errores defensivos que facilitaron los goles de Bolivia. También perdonó cuando dispuso de buenas ocasiones para anotar. La celeste no pierde cuatro partidos consecutivos por eliminatorias desde 1957.

Cuando el encuentro iba parejo, Nahitan Nández falló solo frente al portero local Carlos Lampe a los 27 minutos, la más clara de Uruguay en el primer tiempo. Dos minutos después, un centro de Arce picó en el área y el arquero uruguayo Fernando Muslera dejó que el balón se le escurriese hasta anidarse en el fondo.

A los 45, Matías Vecino regaló un tiro de esquina que los bolivianos transformaron en gol con el remate de cabeza de Martins.

En el complemento, Tabárez puso toda la carne en el asador con el ingreso del goleador histórico Luis Suárez.

Más ofensivo, Uruguay rozó varias veces el descuento ante un rival que cedió el control del balón. Los anfitriones se salvaron a los 57 minutos cuando Lampa dejó a la deriva un remate de Facundo Torres y un defensor boliviano despejó en la línea de gol.

Poco después, Martins lo tuvo para aumentar de penal tras un penal cometido por Giovanni González pero remató por encima del travesaño.

Uruguay no logró sostener la presión y Bolivia recuperó la iniciativa pese a estar con un hombre menos en la cancha.

Arce sentenció cuando a boca de jarro conectó de cabeza un centro desde la derecha de Fernando Saucedo.

“Fue un buen partido, cerramos bien el año y los más importante es la victoria que ha dado una nueva alegría al país”, dijo Martins.

Bolivia venía de sufrir una goleada de 3-0 ante Perú el pasado jueves y sumó su cuarta victoria en casa de seis partidos jugados.

El partido se jugó en el estadio Hernando Siles con el arbitraje del brasileño Wilton Sampaio y ante más de 7.000 espectadores.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.