Una camarera revela sus mejores secretos para ganar más propinas: ¡funcionan siempre!

·4  min de lectura

Desde usar más maquillaje de lo habitual hasta hacer preguntas personales o sugerir sutilmente el plato más caro del menú, Aby Lynn conoce los mejores trucos que aprendió como camarera en Hooters para llevarse a casa una buena propina.

Una camarera revela sus mejores secretos para ganar más propinas. Foto: Getty Images
Una camarera revela sus mejores secretos para ganar más propinas. Foto: Getty Images

“Tomé clases de ventas y socialización para que tú no tengas que hacerlo”, dice Aby, de 22 años, al inicio de un video en TikTok donde comparte sus “secretos” sobre cómo ganar mucho dinero en propinas, un pago extra que agradecen enormemente quienes trabajan en la industria de los servicios.

Aunque dice que es muy importante tener una buena apariencia para que los clientes sientan que pones “esfuerzo en ti mismo”, Aby explica que, en realidad, son las interacciones convincentes y naturales lo que más le ayudan a ganar propinas. Y para eso tiene una primera estrategia que le permite ganarse la confianza del cliente y que este baje la guardia.

Usa apodos y no dejes que se vacíen las copas

“Me gusta llamar a todos por apodos o diminutivos; los hace sentir más cómodos [y] los hace sentir más atraídos hacia ti”, dijo. “Siempre digo: ‘Oye, cariño, ¿puedo traerte otro trago?’… ‘Oye, cariño, ¿quieres otra cerveza?’… ‘Oye, cariño, ¿estás lista para ese cheque?’”.

Aby asegura que funciona siempre, y que es mejor si añades algunos halagos y preguntas como: “Luces espectacular, ¿cuál es la ocasión?”.

También recomienda mantener las bebidas del cliente llenas, y lo describe como lo “más importante”. “Aunque los vasos estén medio llenos, llévales otro trago, porque la gente está impaciente”, aconseja. “Mantén los vasos llenos”.

Siempre saluda a la chica primero

Aby sabe leer muy bien el ambiente, una cualidad que aconseja desarrollar en esta industria. De ahí que tiene consejos sobre cómo “encantar” a alguien si está con una persona importante o en una cita romántica.

“Si un chico está con una chica, siempre saludas a esa chica primero”, dijo. “Prestas atención a esa chica, haces contacto visual con esa chica”. Para Aby, la única vez que deberías mirar al hombre es “cuando estás tomando su orden o dándole la bebida”.

“Siempre haz que la chica se sienta cómoda”, aconseja. “Especialmente cuando trabajas en un lugar como Hooters”.

Diviértete, aprende las canciones de fondo

Divertirse en el trabajo también es imprescindible, y Aby dice que reírse “mucho” es vital. “Incluso si no crees que es divertido, incluso si te ofende, ríete”, insta a los espectadores. “Porque te darán propina, lo prometo”.

La chica-Hooters recomienda que te diviertas, o al menos luzcas como si lo hicieras, especialmente en una cadena de restaurantes donde ponen la misma música repetidamente.

Waitress Holds Credit Card Machine As Customer Pays Bill In Bar Restaurant
Es mejor si añades algunos halagos y preguntas como: “Luces espectacular, ¿cuál es la ocasión?”. Foto: Getty Images

“Apréndete las canciones, ámalas las canciones, canta y baila con las canciones, dales un poco de karaoke”, dijo. “Puede ser su canción favorita o incluso puede pensar que simplemente eres muy divertida, te dará una propina”.

Aby advierte que los clientes no siempre quieren un servidor “superdulce” y que, cuando se trata de hombres mayores, funciona mejor un tratamiento mucho más “atrevido”, como seguirles la corriente si hacen chistes con doble sentido, por ejemplo. “Estarán más interesados ​​en darte una buena propina, lo aseguro”.

Échale la culpa a la cocina

Su siguiente consejo fue un poco controvertido: siempre culpa a la cocina. “Si se te olvidó de traer comida, es culpa de la cocina”, dice, y sugiere ofrecer algo como un “postre gratis” para recuperar la buena voluntad del cliente.

No des tiempo para que se decidan

“Creo que todos los servidores hemos atendido al ‘cliente indeciso’”, comentó en otro video donde brinda más información sobre su trabajo a pedido de sus seguidores. Aby explica que mucha gente prefiere “dar un par de minutos” al cliente para que decida qué comer, pero ella no lo recomienda en absoluto.

“¡No lo hagas!”, enfatizó. “Darles más tiempo afecta tu tiempo y tus mesas. Quieres que se despejen las mesas, ¿no?”.

La joven tiene una estrategia muy sutil para salir del cliente indeciso: sugerirle ella misma lo que debe comer y, de paso, que sea el plato más caro del menú. “Recuerda, estás vendiendo. Haz lo mejor que puedas para no irte de allí sin una orden”.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

Lo que debes saber antes de solicitar una tarjeta de crédito.