La UE y proyectos paraguayos comparten una "visión común" en el cuidado medioambiental

Agencia EFE
·3  min de lectura

Asunción, 22 abr (EFE).- La delegación de la Unión Europea (UE) en Paraguay celebró este jueves el Día de la Tierra con cuatro proyectos locales de conservación del medioambiente con los que comparte una "visión común", dijo el representante en el país, Paolo Berizzi.

"El mundo que queremos", el evento virtual para conmemorar este día, reunió cuatro iniciativas que implican a los jóvenes, a las mujeres y a las comunidades rurales en el cuidado de la naturaleza, ante los retos que presentan el cambio climático y la deforestación de los bosques paraguayos.

Berizzi señaló durante la apertura que "todos somos responsables" de la conservación del planeta y recordó que no es una cuestión que atañe solo a organizaciones medioambientales o activistas, sino que también debe movilizar a las empresas.

"La protección del medioambiente está perfectamente justificada desde el punto de vista económico", expresó, y aseguró que la perspectiva medioambiental las hace "más competitivas.

ARTESANÍA, AGRICULTURA Y CONSERVACIÓN

La ecologista Carmen Monges compartió en este encuentro su experiencia con el proyecto "Vida en el Pantanal", que trabaja con mujeres artesanas en esa zona del país.

Para Monges, ellas son "grandes cuidadoras" de la naturaleza que les rodea y expuso el malestar de estas mujeres ante la desaparición de los bosques y de su estilo de vida.

"Las mujeres se sienten preocupadas porque sienten que están perdiendo el rol en sus comunidades, les falta materia prima para realizar sus artesanías, significan el sustento para sus familias", señaló.

Estas artesanas realizan sus trabajos con materias primas naturales y, como apuntó Monges, el resultado final en forma de cestería o pequeñas tallas de madera "representan sus miedos, sus preocupaciones y sus valores".

Por eso, su vida y su futuro pasan por la conservación y preservación de los bosques y, en su caso concreto, del Pantanal, el mayor humedal de agua dulce del mundo, compartido por Brasil, Paraguay y Bolivia.

Desde el proyecto "Espacio Joven", David Benítez expuso el trabajo de distintas asociaciones con jóvenes y mujeres rurales para conseguir el desarrollo de sus comunidades con impacto positivo para el medioambiente.

Este proyecto trabaja en ocho departamentos más zonas periurbanas de la capital, Asunción, con personas que encuentran "problemas de precaridad o acceso limitado a los servicios básicos", que se ven por ello castigadas a la desigualdad y la exclusión.

Con su trabajo, han logrado dar herramientas personales y comunitarias para favorecer el desarrollo, con "estrategias agroecológicas" y un "sistema de economía verde, reducción y reciclaje dentro de su contexto".

Por su parte, Laura Casaccia, del proyecto "Bosque, comunidad y vida", destacó el papel de las comunidades rurales en la lucha contra el cambio climático y los problemas a los que se enfrentan.

Casaccia citó la falta de herramientas y recursos para trabajar, la degradación de los bosques en las zonas rurales y la falta de planificación de las plantaciones y cultivos, que pueden generar más "caos" que "beneficios".

Desde esa iniciativa ofrecen "alternativas diferentes para optimizar la producción con todos sus recursos" y garantizar la seguridad alimentaria de las familias rurales, además de un ingreso económico a través de la venta de los productos que cultivan.

Mónica Cetrón, ingeniera forestal partícipe de "Ñañua Paraguay", defendió la urgencia de restaurar y recuperar los bosques paraguayos, afectados por "la deforestación, los incendios o las malas prácticas agrícolas".

El proyecto implica a las comunidades rurales e indígenas, que han visto desaparecer los bosques con todo lo que les brindaba, desde alimentos hasta trabajo, pasando por medicamentos y un estilo de vida.

"Las comunidades son conscientes de que la restauración ecológica se debe iniciar ya, ahora, hoy", insistió Cetrón.

Para cerrar el acto, el jefe de Cooperación de la UE en Paraguay, Matteo Sirtori, defendió los empleos verdes como "el presente y el futuro" y recalcó que todos tenemos razones concretas para cuidar del medio ambiente.

"Jóvenes, mujeres y medioambiente. Tenemos todos los ingredientes para que sean proyectos exitosos", agregó Sirtori, en relación a las cuatro iniciativas expuestas por el Día de la Tierra.

(c) Agencia EFE