La UE propone un veto a la importación de alimentos y madera de áreas deforestadas

·2  min de lectura

La Comisión Europea lanzó este miércoles una propuesta de legislación para prohibir la importación de madera y alimentos cultivados en áreas deforestadas, en una iniciativa que oenegés desearían ver ampliada a otros sectores.

El plan, que la UE desea convertir en reglas vinculantes para las naciones del bloque, exigiría que las empresas interesadas en exportar demuestren que productos como soja, carne vacuna, aceite de palma, cacao y café, así como las importaciones de madera, estén certificados como "libres de deforestación".

Al presentar las propuestas, el comisario europeo para Medio Ambiente, Virginijus Sinkevicius, dijo que el plan se propone no apenas atacar "la deforestación ilegal, sino también la remoción de vegetación para ampliar tierras agrícolas".

El paquete también se aplicará a derivados, como productos basados en cueros o muebles. Las importaciones provenientes de países de mayor riesgo estarían sujetas a controles más estrictos.

La Comisión Europea aún no divulgó una previsión de cuando se adoptará y entrará en vigor el paquete de propuestas.

Las reglas podrían afectar a países como Brasil, donde la inquietud europea por la deforestación desenfrenada en la región amazónica por parte de ganaderos está retrasando la adopción del acuerdo comercial UE-Mercosur.

El grupo de protección ambiental WWF sostiene que el enorme mercado de la UE es responsable del 16% de la deforestación mundial vinculada al comercio internacional.

Por eso, WWF y otras oenegés saludaron el plan de la UE como un primer paso, pero apuntan que no va lo suficientemente lejos.

Para WWF, se trata de "un buen inicio", pero recordó que en 2018 aproximadamente un 25% de las importaciones de soja provenían de la región del Cerrado (Brasil, Bolivia y una zona de Paraguay), un bioma gravemente amenazado.

Greenpeace, a su vez, mencionó "una luz de esperanza" para la protección ambiental, pero criticó que no aborda la deforestación para la produccion de caucho y maíz, o para la cría de cerdos y aves de corral.

Greenpeace recordó que la extracción de látex para la producción de caucho ha provocado una inmensa destrucción de florestas en países africanos, en especial Camerún.

"Los Estados y el Parlamento Europeo deberían reforzar el texto", apuntó Sini Erajaa, de Greenpeace.

En tanto, la ONG Global Witness lamentó que el plan no menciona el derecho de las poblaciones autóctonas, cuyo hábitat es amenazado por la deforestación.

Otras propuestas presentadas se refieren a la gestión de residuos y la mejora de la salud de los suelos.

Con respecto a los residuos, la Comisión Europea propone la adopción de principios de "economía circular" con relación a la forma en que envía al extranjero millones de toneladas de metales, cartón, plástico, textiles, entre otros desechos.

Las exportaciones de desechos a países que no pertenecen a la OCDE se restringirían, y sólo serían permitidos si esos destinos están de acuerdo y pueden manejarlos de manera sostenible.

Actualmente, los dos principales destinos de los residuos de la UE en esa categoría son Turquía e India.

ahg/mb

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.