La UE podría autorizar, con condiciones, las ayudas estatales a los semiconductores

·2  min de lectura
FOTO DE ARCHIVO: Banderas de la Unión Europea en Bruselas

BRUSELAS, 18 nov (Reuters) -La Unión Europea podría autorizar las normas sobre ayudas estatales para permitir la financiación de nuevas fábricas de chips que podrían aliviar la escasez en el bloque, dijo el jueves la jefa de competencia, al tiempo que resistía la presión liderada por Francia para un enfoque sin restricciones a las subvenciones.

Debido a su dependencia de los semiconductores asiáticos, la UE se ha visto especialmente afectada por una escasez mundial sin precedentes de semiconductores que está retrasando la entrega de productos, desde coches a Playstations, y haciendo subir los precios de los teléfonos móviles en todo el mundo.

"La Comisión puede considerar la aprobación de ayudas públicas para cubrir posibles carencias de financiación en el ecosistema de los semiconductores para el establecimiento, en particular en Europa, de instalaciones de primera clase", dijo Margrethe Vestager, comisaria europea de Competencia, ante el Parlamento Europeo.

La Comisión, que supervisa la regulación antimonopolio en los 27 países de la UE, trataría de garantizar que esas ayudas estén sujetas a fuertes salvaguardias de la competencia y que los beneficios se repartan ampliamente y sin discriminación en toda la economía europea para no perjudicar a las naciones más pequeñas de la UE.

Estados Unidos anunció el año pasado su ley conocida como CHIPS for America, destinada a aumentar su capacidad para competir con la tecnología china, mientras que la UE tiene previsto adoptar su propia ley sobre chips, destinada a fomentar la producción de chips de última generación en el bloque en 2022.

Francia había presionado para que la UE permitiera las subvenciones con menos restricciones, pero países más pequeños, como Países Bajos e Irlanda, habían argumentado que permitir un uso excesivo y no específico de los fondos estratégicos provocaría una competencia desleal dentro del bloque.

La Comisión, por su parte, también reforzó su control de las adquisiciones en el sector digital, reaccionando a la creciente preocupación por el dominio de los gigantes tecnológicos estadounidenses y las entidades estatales chinas que adquieren tecnologías de la UE.

A medida que las cifras de infección por COVID alcanzaron nuevos récords en algunos estados miembros de la UE, la Comisión amplió las normas de ayuda estatal más laxas para las empresas afectadas por el virus durante seis meses hasta junio de 2022 en un intento de reducir lentamente la dependencia de los más de 3 billones de euros (3,4 billones de dólares) proporcionados en toda la UE.

Entre los obstáculos que dificultan el desarrollo de la capacidad de producción de chips en Europa se encuentran el acceso a los minerales de tierras raras en el exterior del bloque y la reticencia de las empresas a realizar fuertes inversiones a menos que puedan hacer funcionar las plantas a plena capacidad para aumentar la rentabilidad.

(Reporte de Sabine Siebold, edición de Philip Blenkinsop y Elaine Hardcastle; traducción de Flora Gómez y José Muñoz)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.