'Los ucranianos han afectado seriamente la logística del ejército ruso'

© Oleksiy Biloshytskyi / Reuters

RFI entrevistó a Jesús Manuel Pérez Triana, analista en Defensa y Seguridad, sobre el avance de las fuerzas ucranianas, las cuales mantienen la iniciativa y continuaron su avance en el este de Ucrania tras tomar la estratégica ciudad de Lyman el domingo y se dirigen ahora hacia Jersón, la mayor ciudad ucraniana ocupada por los rusos.

En la cuenca del Donbass, la pérdida de Lyman, en la región de Donetsk anexionada por Moscú, es un gran revés para el ejército ruso, que a estas alturas es incapaz de controlar todo el territorio que ocupa.

Jesús Manuel Pérez Triana, analista en Defensa y Seguridad, explicó a RFI por qué la caída de Lyman es un triunfo importante para los ucranianos.

"Los esfuerzos de guerra rusos dependen mucho de las líneas ferroviarias. Éste no es el caso, en cambio, de los ejércitos occidentales, especialmente el de Estados Unidos, los cuales emplean muchos camiones para mover municiones, alimentos, combustible. Los rusos dependen de las líneas ferroviarias. La localidad de Liman (que cayó en manos de los ucranianos) es un nudo ferroviario. Alrededor de esa ciudad había toda una serie de depósitos de municiones y me imagino que también habría concentraciones de vehículos, talleres o instalaciones de reparación o de distribución de la munición. Esto también lo vimos en Izium, ciudad importante que también cayó en manos ucranianas y que era otro depósito. Kupiansk también es un nudo ferroviario. Es decir, está claro que los ucranianos están tratando de retomar aquellos lugares que afectan seriamente al esfuerzo logístico ruso en esta guerra".

La toma de Lyman plantea, pues, un serio problema a las fuerzas rusas, las cuales se encuentran debilitadas, agrega este experto.


Leer más sobre RFI