Zelenski: "Las fuerzas ucranianas han liberado 2.000 km cuadrados de territorio"

·3  min de lectura
© Ministerio de Defensa de Ucrania / Reuters

El presidente de Ucrania celebró los avances de sus tropas en la región de Járkiv, donde las fuerzas rusas están teniendo problemas para mantener el control. De hecho, el Ejército de Moscú ha asegurado que replegan sus tropas de ahí. Zelenski auguró una "rápida desocupación" de Ucrania en invierno.

Zelenski fue claro este sábado 10 de septiembre: "Creo que este invierno es un punto de inflexión y puede llevar a una rápida desocupación de Ucrania. Vemos cómo [las tropas rusas] están huyendo en algunas direcciones. Si fuéramos un poco más fuertes con las armas, podríamos desocupar más rápido".

Sin embargo, condicionó su potencial victoria recibir más apoyo militar de Occidente: "Nuestro ejército necesita un suministro sistemático de los tipos de armas necesarios".

El avance de las tropas ucranianas en la región de Járkiv, uno de los bastiones estratégicos que hasta ahora seguía bajo control ruso, es una de las peores derrotas del Kremlin desde que el Ejército de Ucrania logró repeler su entrada a Kiev, al inicio de la invasión.

Este sábado, funcionarios de Ucrania revelaron imágenes ilustrativas de una nueva jornada victoriosa para sus militares en la contraofensiva que ejecutan desde hace días en Járkiv.

Natalia Popova, asesora del jefe del consejo regional de Járkiv, compartió fotografías en sus redes sociales donde se ve a las tropas levantando la bandera ucraniana en Kupiansk, el corazón del paso ferroviario que ha utilizado Moscú para abastecer a sus soldados en la zona noreste del territorio.

También difundió una escena donde los combatientes locales izaban la insignia patria enfrente del ayuntamiento de la ciudad con el símbolo ruso en el piso. "Kupiansk es Ucrania. Gloria a las fuerzas armadas de Ucrania", escribió.

La reconquista en la estación de tren encamina la situación a favor de Kiev, dado que pone en peligro a miles de unidades rusas esparcidas en el este y las amenaza con dejarlas aisladas. Esto incluye la localidad de Izium, sitio central que ha utilizado Moscú para los traslados en la línea de fuego.

En la noche del viernes, en su tradicional comunicación, el presidente Volodimir Zelenski anunció que al menos 30 asentamientos habían sido liberados en las últimas horas.

"Nuestro ejército, las unidades de inteligencia y los servicios de seguridad están llevando a cabo compromisos activos en varias áreas operativas. Lo están haciendo con éxito", manifestó en su mensaje.

Por su parte, el Ministerio de Defensa ruso reconoció que su resistencia fue penetrada, pero advirtió que hay refuerzos en camino.

Un avance sorpresivo que le da frutos a Ucrania

Mark Hertling, general retirado y ex comandante de fuerzas terrestres de EE.UU. en Europa, escribió en Twitter que "Ucrania está ejecutando una maniobra brillante centrada en objetivos para ‘embolsar’ a los rusos". Además, recalcó que los rusos están facilitándole las labores haciendo "muy poco para contrarrestar".

Si bien la prensa independiente no ha podido acceder a la zona en conflicto por razones de seguridad, un periodista de la agencia Reuters vio a la policía ucraniana monitoreando pueblos donde decenas de cajas de municiones fueron abandonadas por el Ejército ruso.

En la aldea de Hrakove, vehículos con el distintivo 'Z' característico de Rusia en esta invasión estaban calcinados.

El jefe de la policía regional, Volodimir Tymoshenko, notificó que las próximas labores de la policía serán verificar las identidades y "brindar la ayuda que necesitan". "El siguiente trabajo es documentar los crímenes cometidos por los invasores", agregó.

En otro flanco, también hay progresos en una operación de recaptura en Jersón, en el sur del país, aunque más lento que en Járkiv. "Vemos éxito en Jersón ahora, vemos cierto éxito en Járkiv y eso es muy muy alentador", recalcó el secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd Austin.

Con Reuters