Ucrania quiere incluir a Chernóbil en lista de patrimonio universal de UNESCO

Moscú, 26 abr (EFE).- El Gobierno ucraniano anunció este lunes, con ocasión del 35 aniversario de la mayor catástrofe nuclear de la historia, que quiere incluir la zona de exclusión de Chernóbil en la lista de patrimonio de la humanidad de la UNESCO.

"Estamos avanzando para incluir la zona en la lista de patrimonio de la humanidad de la UNESCO con el fin de conservarla y dar a las próximas generaciones la oportunidad de verlo todo con sus propios ojos y no sólo en las páginas de los libros de historia", escribió el ministro de Cultura ucraniano, Alexandr Tkachenko, en su canal de Telegram.

Subrayó que sobre Chernóbil se han escrito libros y realizado películas, y se está promoviendo el turismo, pero recordó que cuando se habla de la planta no se puede centrar todo en el "ocio".

"Se trata de la memoria y de un turismo responsable", afirmó.

El Gobierno anunció hoy los planes de habilitar la zona con nuevas carreteras, zonas de descanso y museos, y destacó el potencial para expediciones científicas.

"Gradualmente, Chernóbil se está convirtiendo en uno de los imanes turísticos de Ucrania. Un símbolo de que la humanidad es capaz de recuperarse si uno extrae lecciones de sus propios errores", escribió Kiril Timoshenko, vicejefe de la Administración presidencial, en Facebook.

Timoshenko estimó en 16 las veces que se ha multiplicado el número de turistas que viajan a Chernóbil en los últimos tres años, en su gran mayoría extranjeros.

Como es tradición, el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, se desplazó hoy a la zona para recordar la tragedia "que cambió y transformó el mundo".

"Entonces, la nube radiactiva cubrió el territorio de nuestro país, Ucrania, y el territorio de Bielorrusia, Rusia, Suecia, Noruega, Finlandia y muchos países europeos, como Alemania, Austria, Grecia, Rumanía y los países bálticos", dijo.

Recordó que más de 600.000 personas participaron en las labores de liquidación del accidente, que con el precio de "su vida y salud" permitieron a la humanidad "evitar una catástrofe aún mayor".

"Nuestro objetivo hoy es transformar la zona de exclusión en un territorio de renacimiento", apuntó.

El archivo estatal del Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU) desclasificó documentos sobre el accidente, que incluyen el primer informe del director de la central sobre la explosión o conversaciones entre los operadores de la planta.

Al parecer, las autoridades soviéticas sabían desde 1983 que Chernóbil era una de las centrales nucleares más peligrosas de toda la Unión Soviética y que, en caso de accidente, la radiactividad sería "60 veces mayor que tras la explosión de las bombas en Hiroshima y Nagasaki".

La planta sufrió un accidente en 1982, concretamente en el primer reactor, donde se produjo un escape radiactivo. Además, en 1984 también se produjeron averías en el tercer y cuarto reactor.

Los documentos desclasificados también hablan de que el KGB ordenó el 8 de julio de 1986 ocultar todas las causas y consecuencias del accidente, incluidos los niveles de radiactividad y los índices de enfermedad entre la población.

De acuerdo con evaluaciones oficiales, la explosión ocurrida en el cuarto reactor de la central de Chernóbil esparció hasta 200 toneladas de material con una radiactividad de 50 millones de curies, equivalente a 500 bombas atómicas como la lanzada en Hiroshima.

La radiación continúa afectando a miles de habitantes de Bielorrusia, Ucrania y Rusia, donde se halla el 70 % de los casi 200.000 kilómetros cuadrados de terrenos contaminados.

(c) Agencia EFE