La película de Netflix llena de errores que está siendo el hazmerreír de las redes

Aunque su nombre no suene a muchos, Tyler Perry es una de las figuras más exitosas de la industria estadounidense del entretenimiento. Este nativo de Nueva Orleans comenzó sus andanzas como dramaturgo y actor de comedia, para después pasarse también al guion y la dirección de cine. Hoy, a sus 50 años y gracias a creaciones enteramente suyas como la exitosa saga de películas de Madea (una deslenguada anciana afroamericana), es propietario de un complejo de estudios de filmación que sobrepasa los 1,2 kilómetros y acoge el rodaje de películas como Black Panther.

A traición contiene un gran número de errores que delatan lo apresurado de su rodaje. (Imagen: © Netflix)

Pues bien, en vista de sus más que evidentes dotes para prosperar en la competitiva industria del entretenimiento, era de esperar que, antes o después, Perry llegase a algún acuerdo con Netflix. Y así ha sido: el gigante del streaming aceptó distribuir una serie de películas escritas, dirigidas e interpretadas por este hombre-orquesta, la primera de las cuales es el thriller judicial A traición (A Fall from Grace):

Pero lo curioso de la película no es tanto que Perry haya sido el máximo (y único) responsable de múltiples departamentos, sino que su afán ahorrador le llevase a rodarla en solo cinco días. Sí, has leído bien: cinco días. Para hacernos una idea de la locura casi suicida que esto supone, pensemos que el rodaje de una película estándar (no de una superproducción) suele rondar los dos meses.

¿El resultado de la producción a contrarreloj de Perry? Un festival de errores de continuidad (esos “gazapos” que revela el cambio de un plano a otro) y fallos de todo tipo, que ha convertido a la película en el hazmerreír de las redes. Los ejemplos abarcan desde pelucas que cambian de forma en una misma escena a personajes que hemos visto calzarse para, segundos después, verles claramente descalzos

Tyler Perry dirige una escena de A traición mientras piensa en las cincuenta siguientes. (Imagen: © Netflix)

También encontramos las clásicas entradas de micrófono en plano, o chapuzas impagables como un personaje que recibe un supuesto mensaje de texto… en el visualizador de imágenes de su smartphone. E incluso se aprecian algunos gazapos en cadena, como el del extra anónimo que también interpreta al juez y al que, en cierto momento, puede verse en un restaurante fingiendo descaradamente que come y bebe.

Protagonizada por Crystal FoxPhylicia RashadBresha WebbMehcad BrooksCicely Tyson y el propio Perry, A traición está disponible en Netflix desde el pasado 17 de enero –para quien quiera verla a pesar del 22% de aprobación crítica que ostenta en Rotten Tomatoes. Nosotros no vamos a opinar sobre la cinta en sí, pero queremos compartir algunas de las hilarantes respuestas que sus errores están teniendo en Twitter:

Tyler Perry, esto es una locura”.

¡Pero si hay micrófonos en la parte inferior de la pantalla! ¡Noooo! La película de Netflix de Tyler Perry”.

¡No, Tyler, no! ¿Cómo puedes permitir esto? Este tío está bebiendo aire”.

En la película A traición, este hombre bebe aire, y luego hace como que está comiendo. Por favor, Tyler”.

Gente, he encontrado otra metedura de pata de Tyler Perry en A traición. Lleva zapatillas y luego no las lleva”.

Mirad lo rápido que cambia su pelo. ¡Socorro!

Más historias que te pueden interesar: