Turista pasó solo sus vacaciones en México luego de que deportaran a su novia por problema de visas

·5  min de lectura

Un hombre británico se vio obligado a pasar solo las vacaciones de sus sueños en México después de que a su novia brasileña la deportaran por una confusión de visas.

Scott Kinghorn, de 32 años, y su pareja, Thallise Marciano, de 29, gastaron US$2.950 en el viaje de su vida.

Pero sus planes de vacaciones quedaron destrozados cuando Kinghorn se separó de Marciano.

Ella es de nacionalidad brasileña y, por lo tanto, se le pidió que solicitara una visa por separado para poder ingresar a México.

Pero Kinghorn afirma que el agente de viajes no les dijo esto, lo que significa que se quedó varado en México durante una semana mientras enviaron a Marciano a casa.

Tui declaró que lamentaba escuchar la experiencia de la pareja, pero que es responsabilidad del cliente verificar los reglamentos de visa de cada país. Kinghorn, de Edimburgo, Escocia, aseveró: “Todo el viaje fue una completa pesadilla de principio a fin”.

“Tui es responsable, ya que nunca debería haber podido abordar ese vuelo con un pasaporte brasileño y los documentos incorrectos”.

La pareja reservó un paquete de vacaciones de última hora a Cancún con Tui a principios de junio y voló desde Glasgow dos semanas después.

Completaron formularios de visa en el avión de acuerdo con las pautas del gobierno de México en el sitio web de Tui, dicen, listos para cuando aterrizaran.

Pero a su llegada a inmigración, el personal de la fuerza fronteriza detuvo a Marciano cuando pasaba por el control de pasaportes.

La pareja se había separado al pasar por inmigración y Kinghorn llegó por su equipaje sin saber que su novia había sido detenida.

Intentó caminar de regreso al control de pasaportes para ver dónde estaba, pero el personal del aeropuerto se negó a dejarlo pasar.

Ellos mismos fueron a buscar a Marciano y, después de diez minutos, regresaron con malas noticias.

Explicaron que había sido detenida y enviada de regreso a Glasgow porque había viajado con una visa inválida.

Kinghorn expresó que luego trató de explicarle que quería volar a casa con ella, pero seguridad se negó a permitirle abordar el vuelo de regreso o incluso a verla antes de que fuera deportada.

Scott Kinghorn y Thallise Marciano (SWNS)
Scott Kinghorn y Thallise Marciano (SWNS)

“Llegamos a Cancún ansiosos por nuestras vacaciones, pero cuando fuir por el equipaje me di cuenta de que la había perdido”, narró.

“Regresé a buscarla, pero los oficiales de inmigración se negaron a dejarme pasar el control de pasaportes”.

“Al final accedieron a buscarla por mí y, cuando regresaron, dijeron que la iban a enviar a casa por tener la visa equivocada”.

“Traté de decir que volaba a casa con ella, pero me dijeron que era imposible porque ya había entrado al país”.

“Ni siquiera me dejaron verla antes de que se fuera y yo tenía todas nuestras tarjetas de crédito y las llaves de nuestra casa”.

“Fue ridículo”.

Pusieron a Marciano en el primer vuelo de regreso a Glasgow, sin dinero y sin forma de entrar a su casa cuando ella llegara, contó Kinghorn.

Mientras tanto, tuvo que ir solo al hotel en México.

Cuando llegó al resort, llamó al servicio de atención al cliente de Tui, pero afirma que le dijeron que no podían hacer nada.

Kinghorn se quedó despierto toda la noche, esperando un mensaje de Marciano para decirle que había llegado al Reino Unido.

Tuvo que reservarle un hotel por dos noches en Escocia mientras organizaba que su hermano regresara de un viaje de trabajo y la recogiera.

Tampoco tenía dinero para comida, explicó Kinghorn, por lo que se vio obligado a pedir Deliveroo desde el extranjero hasta que llegara su hermano.

Kinghorn luego intentó durante una semana organizar antes un vuelo de regreso a casa, pero afirma que Tui solo podía ofrecerle un vuelo de regreso a Manchester por US$470, dos días antes del día que se suponía que debía regresar de todos modos.

Kinghorn, dueño de un negocio aclaró: “Thallise tiene ansiedad y tuvo un ataque de pánico en

el vuelo a casa, lo que provocó que necesitara atención médica”.

“Cuando regresó, ningún miembro de la familia estaba disponible para recogerla con tan poca antelación, así que tuve que conseguirle un hotel, ¡nosotros pagamos todo!”.

Tui dijo que es responsabilidad de los viajeros revisar los requisitos migratorios (Getty Images)
Tui dijo que es responsabilidad de los viajeros revisar los requisitos migratorios (Getty Images)

“En total, gasté US$2.940 en las vacaciones más los costos adicionales de su alojamiento en Escocia y la comida que tuve a pedirle”.

“Me quejé con Tui, pero la atención posterior ha sido terrible: no puedo comunicarme para hablar con alguien”.

“Esto es culpa de ellos porque cuando Thallise completó su información de pasajero, deberían haberle informado sobre el cambio de visa para los brasileños”.

“Nunca se le debería haber permitido abordar ese vuelo con un pasaporte brasileño”.

“Ni siquiera habríamos podido conseguirle la visa correcta hasta septiembre, así que nunca habríamos reservado el viaje en primer lugar si nos lo hubieran dicho”.

“Intento que me reembolsen todo el viaje, pero no he tenido noticias de ellos desde que llegué a casa hace seis semanas”.

“Todas las vacaciones fueron un desastre, y no me detendré hasta que Tui asuma la responsabilidad”.

Tui declaró: “Lamentamos mucho escuchar sobre la experiencia del Sr. Kinghorn y la Sra. Marciano”.

“Siempre recomendamos que los clientes verifiquen los requisitos de visa con el consulado o la embajada del país al que viajan antes de reservar y se aseguren de tener la documentación correcta antes de completar su reserva”.

“En esta ocasión, el Sr. Kinghorn reservó sus vacaciones en línea y aceptó nuestros términos y condiciones de reserva, los cuales establecen que los clientes son responsables de verificar si se requiere una visa para ingresar al destino elegido”.

Se contactó al Aeropuerto Internacional de Cancún para obtener comentarios.

SWNS