Trump asegura que el riesgo del coronavirus en EE.UU. es "muy bajo"

Agencia EFE

Washington, 26 feb (EFE News).- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró este miércoles que el riesgo de contraer el coronavirus en este país es "muy bajo" y minimizó el número de personas infectadas en su territorio.

"El riesgo para los estadounidenses sigue siendo muy bajo", dijo Trump en una rueda de prensa en la que anunció que el vicepresidente Mike Pence coordinará la fuerza de tarea del Gobierno contra el virus.

Trump habló en todo momento de los 15 primeros contagios que se reportaron en Estados Unidos, pese a que el número de infectados alcanzó este miércoles los 60.

De esos 15, a los que Trump llamó "los 15 originales", cinco ya han superado el virus, ocho están en sus casas recuperándose, uno está entre su casa y el hospital y el último "está bastante enfermo", según reconoció el mandatario.

El resto de estadounidenses contagiados fueron repatriados desde China y de un crucero desde Japón.

Asimismo, Trump dijo haber hablado con su homólogo chino, Xi Jinping, y destacó la aparente ralentización de nuevos casos.

Según los más recientes datos oficiales, China, origen del brote, acumula 78.497 casos y 2.744 muertes tras sumar en las últimas 24 horas 433 nuevos casos y 29 nuevos decesos, lo que efectivamente supone un descenso respecto a jornadas anteriores.

Durante la conferencia de prensa, Trump también aseguró que EE.UU. está "desarrollando rápidamente una vacuna" contra el coronavirus, pero el director del gubernamental Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, Anthony Fauci, reconoció después que tardará más de un año en estar lista.

Con respecto a la futura vacuna, el candidato presidencial demócrata mejor posicionado en las primarias, Bernie Sanders, criticó que el secretario de Salud de Trump, Alex Azar, dijese este miércoles que puede que no todos los estadounidenses se la puedan permitir.

"Según la doctrina de Trump, si eres rico puedes comprar una vacuna y no sucumbir a la enfermedad. Si eres pobre o de clase trabajadora, es posible que tengas que enfermarte o incluso morir. Eso es un ultraje. Eso es inaceptable. Necesitamos una vacuna que esté disponible para todos, no solo para aquellos que pueden pagarla", dijo.

Al mismo tiempo que Trump comparecía ante los medios en la Casa Blanca, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos confirmaban un nuevo caso en el norte de California.

Se trata de la primera persona que contrae el coronavirus en Estados Unidos sin haber viajado recientemente al extranjero, o haber estado en contacto con otras personas que sí han dado positivo.

El mensaje de tranquilidad de Trump en Washington contrasta con el que expresaron este martes los CDC, que instaron a los estadounidenses a prepararse ante la inevitable propagación del virus en el país.

"No se trata de si el coronavirus se propagará por Estados Unidos, sino de cuándo y cuántas personas tendrán una enfermedad grave", dijo la directora del Centro Nacional de Inmunización y Enfermedades Respiratorias de los CDC, Nancy Messonnier.

La especialista de los CDC alertó que el nuevo coronavirus (COVID-19) continúa diseminándose y evolucionando de forma rápida, por lo que es necesario que escuelas, hospitales y población en general comiencen sus preparativos para enfrentar esta expansión.

Asimismo, Messonnier dijo que de concretarse la propagación del virus en Estados Unidos las familias pueden enfrentarse a una "pérdida de ingresos y a una perturbación significativa de la vida diaria".

A tales efectos, recomendó comenzar a planificar sobre cómo afrontar el cierre de escuelas y guarderías, en una situación que, dijo, puede ser "abrumadora" por los cambios "severos" a las rutinas diarias.

(c) Agencia EFE