Tribunal Supremo británico bloquea plan de referendo sobre independencia de Escocia

© Justin Tallis/AFP

La máxima corte de Reino Unido dictaminó este miércoles 23 de noviembre que Escocia no podrá realizar un referendo sobre su independencia, planeado para octubre de 2023, la segunda consulta en esta materia tras la realizada en 2014. El Tribunal Supremo británico estableció que la votación no podrá celebrarse sin obtener primero la autorización de Londres. El Gobierno nacional ya respondió que no avalará un nuevo plebiscito.

Truncados los planes de un nuevo referendo de independencia en Escocia.

El Tribunal Supremo británico estableció este miércoles 23 de noviembre que el Parlamento escocés no tiene competencia para convocar votaciones sobre la separación de ese territorio del resto del país, sin el consentimiento del Gobierno central, en Londres.

Esta sentencia marca un revés para la campaña nacionalista del Ejecutivo de la primera ministra escocesa Nicola Sturgeon.

"El Parlamento escocés no tiene el poder de legislar para un referendo sobre la independencia de Escocia", sintetizó el presidente de la Corte Suprema del Reino Unido, Robert Reed.

El pronunciamiento del alto tribunal llega después de que a principios de este año, Sturgeon, líder del Partido Nacional Escocés (SNP), a favor de la independencia, anunciara la intención de organizar para octubre de 2023 una consulta sobre la separación, pero que debía ser legal e internacionalmente reconocida.

Los escoceses ya celebraron un referendo sobre este asunto en 2014 con el aval de Londres. En ese momento, la mayoría rechazó poner fin a la unión de más de 300 años con el resto del Reino Unido. El 'No' a la independencia se impuso con un 55%, frente al 45% a favor.

“No se negará la democracia escocesa”

Con Reuters, AP y medios locales


Leer más sobre FRANCE 24 Español

Leer tambien:
Escocia planea celebrar un nuevo referendo de independencia en octubre de 2023
El Gobierno de Escocia reaviva la consulta por la independencia