La transformación física de Galilea López Morillo, nieta del Puma

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 13 (EL UNIVERSAL).- Tras la renuncia de Liliana Rodríguez en el programa "¡Siéntese quien pueda!", hace unas semanas, la que está en el centro de las miradas es su hija: Galilea López Morillo. La joven de 26 años es la única nieta del "Puma" Rodríguez, pero no tiene por el momento relación con su abuelo cantante.

Galilea no tiene nada que ver con el mundo de los artistas del canto, por el contrario se está abriendo camino por cuenta propia, sin aferrarse a la fama de su madre y de su abuelo. En su cuenta de Instagram, la joven acumula más de 96.6 mil seguidores que le dejan mensajes de cariño y elogios.

En los últimos meses, la nieta de José Luis Rodríguez ha llevado a cabo un plan de alimentación y de ejercicios físicos que le ha dado increíbles resultados a nivel físico. Acompañada por profesionales interdisciplinarios, la hija de Liliana ha experimentado una transformación corporal con la que se siente muy cómoda y luce radiante.

Solo los seguidores de la joven que vive en la ciudad de Tennessee y que trabaja en el rubro de los bienes y raíces, saben cómo ha sido el proceso de transformación, ya que Galilea ha compartido con ellos fotografías y videos de sus entrenamientos. Sus fans también han sido testigos de la buena relación que tiene con su madre, su tía Lilibeth y su abuela Lila Morillo.

"Lo he estado consiguiendo, nunca dejaré de conseguirlo…", fue parte de un mensaje que colocó en el epígrafe de una fotografía donde se ve a Galilea luciendo un outfit deportivo. La joven influencer también mencionó como es su relación consigo misma: "He estado abrazando mi cuerpo más que nunca estos últimos 4 meses ¡Y estoy agradecido por el cuerpo saludable que Dios me dio! Con mis rollitos, celulitis y todo!"

Pero también, en otra de las publicaciones, ha hecho referencia al proceso de cambio físico por el que ha pasado: "He perdido diez libras y me siento más cómoda [...] He luchado con mi peso toda mi vida, perdiendo y ganando peso constantemente. Nunca me mantuve lo suficiente como para ver lo que mi cuerpo realmente podía hacer, siempre dejaba que mi estado emocional tomara el control y me diera por vencida. ¡Este año me tomé las cosas de manera muy personal y me prometí que alcanzaría no sólo la mejor versión mental/espiritual de mí misma, sino también la mejor versión física antes de cumplir los 27!".

Finalmente, la nieta del "Puma" Rodríguez dejó un mensaje para sus seguidores: "Haciéndome vulnerable al compartir mis inseguridades, pero esperando que inspire al menos a una persona a levantarse y amarse a sí mismos un poco más de lo que ya lo hacen".