Toyota de Argentina deja de producir en días no laborables porque operarios se oponen al pago de impuestos: fuente

·2  min de lectura
Logo de la automotríz Toyota

BUENOS AIRES, 19 feb (Reuters) - La producción de Toyota de Argentina no se puede expandir momentáneamente por la negativa de los operarios a trabajar días no laborables ya que el cobro de horas extras son alcanzadas por un alto impuesto que rige en el país, dijo el viernes a Reuters una fuente con conocimiento del caso.

"No pudieron producir camionetas el martes pasado (feriado en Argentina) y tampoco lo podrán hacer mañana (sábado) ya que el cobro de horas extras es prácticamente birlado (quitado) por el impuesto a las Ganancias, por eso los trabajadores prefieren quedarse en sus casas", explicó el informante en condición de anonimato.

Agregó que la automotriz se ve imposibilitada de producir por la imposibilidad de juntar la cantidad necesaria de operarios que garanticen el funcionamiento de las líneas de fabricación.

Fuentes de la empresa consutadas por Reuters no contestaron inmediatamente sobre la situación.

La queja ya fue elevada al Gobierno por parte de varios empresarios, ya que es una situación repetitiva, en momentos que una alta inflación carcome los bolsillos de los argentinos.

La presión tributaria de Argentina es una de las más altas en el mundo, de acuerdo a estudios privados, y el Gobierno dijo que buscará una reestructuración general aunque el ingreso de impuesto es clave dado el alto déficit fiscal que impera, producto en parte por la alta evasión.

La automotriz japonesa tenía previsto producir más camionetas pick ups en su planta de la ciudad bonaerense de Zárate por la demanda existente básicamente desde el sector rural, pero la falta de operarios hace cambiar los planes.

"La medida se acaba de comunicar internamente, y esto ocurrido de no trabajar el martes (pasado) y mañana (sábado) puede volver se repetirse", agregó la fuente.

El sector tiene a su vez una fuerte dependencia de Brasil, dado que alrededor de un 70% de su producción se destina al país vecino.

(Reporte de Jorge Otaola; Editado por Walter Bianchi)