Tour: Pogacar manda en los Pirineos y consolida su liderato

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
TOUR (AP)
TOUR (AP)

Tadej Pogacar pronosticó que iba a ser el día más duro del Tour de Francia.

Lo hizo ver como un paseo.

El ciclista esloveno de 22 años superó a sus principales perseguidores y dio un paso firme para repetir como campeón del Tour de Francia con una magistral victoria en la 17ma etapa en los Pirineos el miércoles.

Pogacar exhibió su clase al atacar a falta de 8,5 kilómetros de recorrido en el Col de Portet. Dejó atrás al francés Anthony Perez, quien lideraba la fracción, rumbo al triunfo en una cima situada a 2.215 metros sobre el nivel del mar, el punto de meta más alto de esta edición del Tour.

“Ha sido un día fantástico. Ganar con el ‘maillot’ amarillo es algo indescriptible", dijo Pogacar.

El danés Jonas Vingegaard no le perdió la pisada a la rueda de Pogacar para quedar segundo en la etapa y segundo en la general. El ecuatoriano Richard Carapaz entró cerca para situarse tercero. Ambos se encuentran a más de 5 minutos y medio de Pogacar.

Rigoberto Urán fue el gran damnificado de la jornada. El colombiano no pudo con el ritmo y retrocedió del segundo al cuarto puesto de la clasificación general, a 7:17 del líder.

David Gaudu salió en persecución para buscar un triunfo francés en el Día de la Bastilla.

Pogacar ni se inmutó al conformarse en la puja entre tres rumbo a la meta, pedaleando en medio de los aficionados que al costado de la ruta montañosa animaban.

Carapaz intentó un último ataque cuando restaban 1,4 kilómetros. Pogacar le siguió y dio la impresión que Vingegaard se rezagaba. Pero Vingegaard reaccionó y Pogacar aceleró cuando lo necesitaba para imponerse en el sprint. Carapaz quedó tercero.

“Sólo Jonas y yo cooperamos para sacar distancia entre nosotros y el resto de los favoritos de la general", dijo Pogacar. “Durante un momento, Jonas se acercó para decirme que sospechaba que era una trampa. Yo también lo intuía — son tácticas del ciclismo profesional. Cuando Carapaz atacó, no le dejé que se escapase y me puse cerca de su rueda. Aceleré en los últimos 150 metros”.

Fue la primera victoria de etapa de Pogacar desde que se llevó la octava fracción para adueñarse del ‘maillot’ amarillo.

La brecha entre el campeón defensor sobre Vingegaard es de 5 minutos y 39 segundos. Carapaz quedó rezagada cuatro segundos más.

Pogacar había bromeado el martes que hubiera deseado haber recorrido la ruta del miércoles con anticipación al considera que lo mejor era no tener idea alguno de lo que se iba a encontrar.

“Estoy familiarizado con la ruta, pero hay que tener muchas piernas para el ascenso", dijo Pogacar antes de un trayecto de 178,4 kilómetros, uno que incluyó dos puertos de primera categoría y uno de categoría especial, todos enlazados.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.