Toulouse pionera de la Inteligencia Artificial

·1  min de lectura

Procesando cantidades enormes de datos y reconociendo modelos, la IA o Inteligencia Artificial, hace posible que las computadoras realicen tareas como si fueran seres humanos: jugando una partida de ajedrez o conduciendo un automóvil. Una revolución en curso, de la cual ANITI, Instituto de Inteligencia Artificial de Toulouse, aspira a ser un protagonista y que RFI visitó hace unas semanas.

Si bien el término inteligencia artificial fue adoptado en 1956, hoy se ha vuelto más familiar gracias al incremento exponencial del volumen de datos, avance de los algoritmos (conjunto ordenado de operaciones sistemáticas que permite hacer un cálculo y hallar la solución de un problema.

En la década de 1960, el Departamento de Defensa de los Estados Unidos comenzó a entrenar computadoras para que imitaran el razonamiento humano básico. Por ejemplo, la Defense Advanced Research Projects Agency (DARPA, Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa) realizó proyectos de planimetría de calles en los 70 y produjo asistentes personales inteligentes en 2003, mucho tiempo antes que Siri, u otros se popularizaran.

Si bien las novelas de ciencia ficción, algunas llevadas al cine, representan la inteligencia artificial como robots capaces de rivalizar con los humanos, la IA es menos inquietante y brinda beneficios específicos a prácticamente todas las industrias.

Entrevistados: César Hidalgo, dirige el Centro de Aprendizaje Colectivo de ANITI y Nicolas Viallet, director operacional del Instituto.


Leer más

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.