Tortura, momias y catrinas, tres exposiciones de horror

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 29 (EL UNIVERSAL).- La temporada de Día de Muertos llegó y con ella una amplia variedad de muestras, exhibiciones y recorridos para disfrutar de la diversidad cultural de esta fecha emblemática en la Ciudad de México.

Para no dejar de vivir la experiencia este fin de semana largo, te presentamos tres opciones divertidas para los amantes del terror, la cultura y el folclor.

Museo de la Tortura

Del siglo XVI al XVIII, la humanidad atravesó por uno de los capítulos más oscuros de la historia: la inquisición. Miles de hombres y mujeres fueron torturados con instrumentos desarrollados para castigar lo que, en aquel entonces, en la iglesia católica se consideraba herejía.

Eso es justo lo que se expone en el Museo de Tortura y la Pena Capital. Casi 75 instrumentos de humillación pública —objetos que se utilizaban para castigar los delitos menores, exponiendo a las víctimas a ser objeto de burlas e insultos—, de pena capital —aquéllos que se usaban para dar muerte inmediata a las víctimas, como la silla eléctrica—, y tortura —los artículos que únicamente infringían dolor sin llegar a la muerte.

Museo del Carmen

Al sur de Ciudad de México, en el barrio de San Ángel, se encuentra el museo de El Carmen, ubicado en el antiguo colegio de San Ángelo Mártir, del siglo XVII, en cuya "capilla mortuoria" existen una serie de momias en muy buen estado de conservación y que su origen concreto es aún un misterio.

Fueron descubiertas durante la Revolución mexicana cuando las tropas zapatistas entraron en el complejo, escarbaron en el suelo de la cripta y encontraron estos cuerpos, que finalmente dejaron amontonados en un costado del lugar.

Después de que los revolucionarios se fueron del lugar, los monjes regresaron al mismo y se sorprendieron con las 12 momias. Y, a partir de este momento, surgieron muchas leyendas en torno a su origen.

Ofrenda monumental del Zócalo

Ayer se inauguró la Ofrenda Monumental de Día de Muertos en el Zócalo de la Ciudad de México, que por primera vez incluirá 32 calaveras majestuosas que representarán a cada uno de los estados de la República y dos catrinas majestuosas.

Dos catrinas de 12 metros de altura complementarán el encuentro de huesudas que hacen referencia a la ilustración de tiempos de la Revolución, autoría de José Guadalupe Posada, y al mural "Sueño de una tarde dominical en la Alameda Central", de Diego Rivera.

La ofrenda, que estará en el Zócalo hasta el 2 de noviembre, contará con iluminación especial que se podrá apreciar durante la noche.