Danielle gana fuerza y se vuelve huracán en Atlántico norte

·1  min de lectura

MIAMI (AP) — La tormenta tropical Danielle ganó fuerza en el Atlántico norte y el viernes se volvió huracán, el primero de una temporada inusualmente tranquila. Por el momento, el meteoro no supone una amenaza para ningún territorio.

Los vientos máximos sostenidos de la tormenta rondaban los 120 kilómetros por hora (75 mph), informó el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

El ojo de Danielle estaba a unos 1.425 kilómetros (885 millas) al oeste de las Islas Azores, un grupo de nueve islas portuguesas situadas en medio del océano Atlántico, y se movía hacia el oeste a casi 2 km/h (1 mph). Está previsto que vague por el Océano Atlántico en los próximos días, añadió el Centro.

La tormenta se formó en una temporada de huracanes muy tranquila. Es la primera vez desde 1941 que, entre el 3 de julio y finales de agosto, el Atlántico no registra tormentas con nombre, dijo a The Associated Press Phil Klotzbach, investigador de huracanes en la Universidad Estatal de Colorado.

No hay alertas ni avisos costeros en vigor.

Por otra parte, en el Pacífico norte, durante la noche se formó la tormenta tropical Javier, que estaba a 338 kilómetros (210 millas) al suroeste de Cabo San Lucas, México, con vientos máximos sostenidos de 72 km/h (45 mph), según los meteorólogos.

Javier avanzaba en dirección noroeste a 14 km/h (9 mph). Tampoco hay alertas ni avisos costeros en vigor.