Tom Cruise y otras razones para ver "Top Gun: Maverick"

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 15 (EL UNIVERSAL).- Desde que Tom Cruise vino a México para promocionar su más reciente película la ola de entusiasmo y atención hacia el actor de 59 años ha causado furor.

No es común que el intérprete estadounidense estrene dos producciones en el mismo año, pero en esta ocasión no sólo regresó para revivir al personaje que lo catapultó a la fama, sino que continuó con la serie de películas de acción que ha protagonizado desde 1996.

Según reportó el sitio "Variety", con las dos próximas películas de "Misión imposible" 7 y 8, que se encuentran en producción, Cruise se despedirá del personaje de Ethan Matthew Hunt cerrando con estas entregas la exitosa franquicia. La primera será "Mission: Impossible: Dead Reckoning Part One" y se espera su estreno para julio del 2023.

Mientras que, el próximo 25 de mayo llegará a los cines "Top Gun: Maverick", la cinta de 1986 que lo convirtió en ídolo interpretando a un aviador naval llamado Pete Mitchell, conocido como "Maverick".

El mismo Tom ha aceptado que había esperado esta secuela por muchos años, por lo que para la presentación en San Diego decidió hacer una entrada triunfal a bordo de un helicóptero y un par de días después estuvo conviviendo con los fans en México que conservan el entusiasmo y la nostalgia por aquella historia de los 80.

Pero, ¿Por qué vale la pena ver esta historia después de 36 años? Estos son los aciertos de la nueva "Top Gun: Maverick":

Conquista a las nuevas generaciones

Para aquellos que no tuvieron la oportunidad de ver la versión original, esta nueva puesta no tiene como requisito haberlo hecho, aunque tiene algunas referencias a la historia original, en la nueva entrega no sólo se trata de una misión distinta a la que se enfrentó Maverick en el pasado, sino que ahora se ve al piloto en una faceta como entrenador y está apoyada en nuevos personajes, cada uno con su propia historia.

Gran reparto

No sólo algunas jóvenes promesas del cine conforman la nueva línea de actores de Top Gun, como Milles Teller y Glen Powell, sino que también trae de vuelta no sólo al protagonista del pasado, sino también a su gran amigo, el Almirante Tom "Iceman" Kazansky, interpretado por Val Kilmer. Además de las participaciones especiales de actores consolidados como Jennifer Connelly (A Beautiful Mind), Ed Harris (Apolo 13) y Jon Hamm (Mad Men).

Acción real

El mismo Tom Cruse pilotó distintos aviones reales mientras era grabado por el equipo desde tierra y distintas cámaras que fueron colocadas dentro de la cabina. En una época en la que es más común y sencillo recurrir a los efectos especiales basados en una pantalla verde, esta es una hazaña de acción que se agradece. En la primera entrega Cruise también voló algunos aviones acompañado de pilotos expertos.

Banda Sonora

Desde el comienzo de la película los fans de esta película se van a llenar de nostalgia al volver a escuchar el himno: "Top Gun Anthem", del músico Hans Hugo Harold Faltermeier, que fue icónico durante las escenas más importantes de la trama. Ahora aunque no se escucharán otras características canciones como "Danger Zone", de Kenny Loggins, que aparecía en las escenas de combates y acrobacias aéreas o la famosa "Take My Breath Away", de Berlín, que dio identidad al amor entre Maverick y Charlotte (Kelly McGillis), habrá una nueva aportación hecha especialmente para esta entrega: Hold My Hand de Lady Gaga.

Empoderamiento

Como un aporte extra en esta ocasión en el grupo de los mejores pilotos de la marina se encuentra una mujer: Phoenix, interpretada por la actriz Mónica Barbaro, quien a sus 31 años ya tiene en la lista 34 proyectos de cine y televisión entre los que destacan "Unreal" y "The Good Cop". Con su personaje demuestra que la aviación no es sólo cosa de hombres.