Tildan de "errática" la gestión del ministro del Interior uruguayo por homicidios

·2  min de lectura

Montevideo, 7 jun (EFE).- Aumento de homicidios e incremento de delitos vinculados al narcotráfico son los argumentos que esgrimió el Frente Amplio (coalición de izquierdas que gobernó Uruguay entre 2005 y 2020) para solicitar la comparecencia, este martes, del ministro del Interior, Luis Alberto Heber, en el Senado.

Durante su intervención, el senador convocante, Enrique Rubio, calificó de “errática” la gestión de la cartera responsable de seguridad y sostuvo que el rumbo de la estrategia del gobierno para hacer frente a la ola de homicidios que Uruguay enfrenta es “incierto”.

Por este motivo, Rubio solicitó conocer el plan estratégico para frenar la situación de inseguridad que afronta Uruguay. “La realidad nos dice que al 30 de mayo se denunciaron 37 homicidios, un homicidio cada 22 horas”, contabilizó el senador del Frente Amplio (FA).

Rubio destacó también que, según una encuesta de la Usina de Percepción Ciudadana, “el 65% de la población percibe que los homicidios han aumentado” y puso el acento en el aumento de la aparición de cuerpos desmembrados e incinerados en las últimas semanas.

En este sentido, el gobierno alude a que los delitos de esta naturaleza, no habituales en Uruguay, se deben al combate al narcotráfico que la Policía está llevando adelante.

Otro de los puntos sobre los que Rubio profundizó en su intervención fue la situación en las cárceles.

“22 mil personas pasarán por las cárceles en 2022”, afirmó el opositor, quien argumentó que este aumento de encarcelamientos se debe a los cambios legislativos contenidos en la Ley de Urgente Consideración (LUC), proyecto estrella del Ejecutivo de Luis Lacalle Pou.

Además, Rubio mostró la evolución entre el número de plazas en cárceles y la cantidad de personas presas y denunció la situación de hacinamiento con el dato de que “cada 100 plazas hay 135 personas privadas de libertad”.

El senador opositor denunció también el aumento de las operaciones de lavado de activos en Uruguay que, gracias a la LUC, tienen un “margen de maniobra superior”.

“Éramos una isla de paz y dejamos de serlo. El cristal se rompió en mil pedazos”, sentenció Rubio para quien Uruguay necesita “un abanico de políticas” para enfrentar la inseguridad y “mucho dinero” para dotarlas de recursos.

El senador opositor indicó que este es un “fenómeno de violencia expansiva” y que es “un problema muy difícil de encarar y viene desde muy lejos”.

Rubio repasó las cifras de homicidios, rapiñas y hurtos desde finales de los 80 en las que puede observarse un crecimiento “permanente” y asumió que se trata de “un problema pesado y de largo aliento”.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.