“Tienes derecho a estar enojado, pero exprésalo pacíficamente”, dice hermano de George Floyd

Andrew Buncombe
·7  min de lectura
<p>Estas dosis fueron parte del segundo envío que recibió el país a través del mecanismo COVAX, mediante el cual adquirió 9 millones de inoculaciones</p> (AFP via Getty Images)

Estas dosis fueron parte del segundo envío que recibió el país a través del mecanismo COVAX, mediante el cual adquirió 9 millones de inoculaciones

(AFP via Getty Images)

No hay palabras que puedan explicar adecuadamente cómo ha sido el año pasado para Terrence Floyd y los otros miembros de la familia de George Floyd.

¿Surrealista? Sin duda. ¿Una montaña rusa mental? Con seguridad.

Y cómo describir estas últimas cuatro semanas, cuando Derek Chauvin, el ex oficial del Departamento de Policía de Minneapolis acusado de la muerte de Floyd, fue a juicio y la familia se sentó en la misma sala del tribunal, a veces a solo unos metros de distancia. Intenso, es sin duda un eufemismo.

Sin embargo, a medida que el juicio de un mes de duración llega a su fin y la nación se prepara para que el jurado se retire para considerar su veredicto, el hermano menor del difunto, Terrence Floyd, es absolutamente preciso cuando se le pregunta cómo debería reaccionar la gente en Minneapolis y en todo Estados Unidos si el el resultado no es el que deseaban escuchar.

“[Un veredicto de culpabilidad] sería una gran chispa de esperanza. Un suspiro de alivio de que vemos el cambio ahora, no es solo alguien que habla del cambio, sino que lo ve. Sería un hito ver un cambio así”, le dice a The Independent .

No importa cuán hambrienta esté la familia de una condena, él insta a la gente a permanecer en paz si el veredicto es algo diferente.

“Tienes derecho a estar enojado. Tiene derecho a protestar y dejar que se escuche su voz. Y para expresar esa rabia. Pero no lo expreses de manera violenta, exprésalo de manera pacífica”.

Agrega: “Muéstrele a la gente que piensa que somos animales, no lo somos. Simplemente estamos enojados y queremos ser escuchados. Tenemos derecho a ser escuchados. Este es mi mensaje: manténgalo en paz".

Chauvin está acusado de homicidio en segundo grado, homicidio en tercer grado y homicidio en segundo grado. Él se ha declarado no culpable. Poco antes de que comenzara el juicio, la ciudad de Minneapolis acordó un trato de 27 millones de dólares con la familia del difunto para resolver una demanda civil por homicidio culposo.

El lunes, el jurado escuchará los alegatos finales tanto de la acusación como de la defensa, antes de que sea enviado, secuestrado y ordenado que considere sus decisiones.

La semana pasada, el juez Peter Cahill se dirigió a los miembros del jurado y les advirtió que empacaran una bolsa cuando regresaran el lunes.

“Si yo fuera ustedes, planearía [deliberaciones] largas y esperaría por poco tiempo”, les dijo.

Desde que su hermano fue asesinado en el barrio de Powderhorn de Minneapolis el 25 de mayo del año pasado, el viaje realizado por Terrence, un conductor de autobús escolar de Nueva York, ha sido extraordinario.

Terrence ha sido empujado a roles que dice que no había anticipado desde el momento en que voló a la ciudad, días después de la muerte de George, para ver dónde murió su hermano, muriendo en las calles en el cruce de East 38th Street y Chicago Avenue, su cuello. apoyado por la rodilla de Chauvin mientras los espectadores filmaban el incidente y gritaban que el detenido no podía respirar.

En esa primera visita, cuando se derrumbó y rezó en la calle frente a la tienda Cup Food donde supuestamente su hermano había buscado usar una falsificación de $ 20, lo que llevó a alguien a llamar a la policía, Terrence pidió el fin de la violencia que amenazaba con eclipsar. las protestas pacíficas provocadas por la muerte de su hermano.

“Cambiemos. Hagan esto pacíficamente, por favor ”, le dijo a la multitud. “Le encantó estar aquí ... Lo dudo mucho - No, no. Lo sé, él no querría que estuvieras haciendo esto ... Quienquiera que lo esté haciendo, relájate. Paz a la izquierda, justicia a la derecha ”.

Terrence charla con The Independent sentado afuera, en un día en el que el sol brilla y la brisa que flota a través de un complejo de apartamentos que pertenece a otra persona se siente cálida y suave. Sin embargo, los próximos días serán todo menos relajados.

El hombre de 44 años dice que debido a la muerte de su hermano y lo que sucedió, necesita usar su plataforma para impulsar el cambio. En un momento, dice, tenía miedo de hacerlo, temía que le hicieran daño y que sus propios hijos se quedaran sin un padre.

Leer más: Momentos clave del juicio del ex policía Derek Chauvin por el asesinato de George Floyd

Dice que ya no carga con ese miedo, convencido de que es más importante presionar por la justicia racial. Sobre todo penden los pensamientos de su hermano mayor y de lo que se convirtió en él.

“Esto nos ha pasado a muchas personas, pero me llegó a la puerta. Así que ahora es el momento de hablar donde tenía miedo de hablar. Antes, podría haber dicho algunas cosas pero tenía miedo. Así que tengo que hacerlo. Tengo que caminar donde él no puede caminar, hablar donde él no puede hablar, amar donde él no puede amar. Y eso es lo que voy a seguir y llevar a cabo ”.

¿Siente presión por esto?

“Estaba hablando con una amiga esta mañana y me recordó el dicho: 'Pesada es la cabeza que lleva la corona'. Y sabes, a veces siento que quiero quitarme la corona porque me pesa, pero no puedo. Simplemente no puedo”, dice.

"Y es por eso que tengo a mis amigos y mi círculo a mi alrededor [para] que cuando tenga ganas de quitármelo, puedan inclinarlo hacia arriba y mantenerlo encendido".

La muerte en la primavera pasada de George Floyd, de 46 años, por la cual cuatro ex oficiales del Departamento de Policía de Minneapolis fueron arrestados y acusados, provocó inmediatamente protestas en las Ciudades Gemelas. La mayoría fueron pacíficas, pero también hubo destrucción de propiedades. El edificio de la tercera comisaría de la policía fue incendiado.

Rápidamente, las manifestaciones, organizadas por Black Lives Matter y otros grupos, se extendieron a otras ciudades del país y del mundo: Londres, Sydney, Berlín, Madrid.

Teniendo lugar en el contexto de la pandemia, los manifestantes no intentaron levantar a la policía de los Estados Unidos que mataba repetidamente a hombres negros desarmados, sino al racismo institucional y sistémico que lo sustentaba.

¿Qué espera conseguir si puede superar siglos de discriminación?

“Como todos los demás líderes de derechos civiles, igualdad. Tenemos diferentes colores de piel, seguimos sangrando igual. Toda nuestra sangre es roja. Todos somos humanos”, dice.

“Entonces, igualdad. Porque ahora mismo, una raza piensa que es mejor que la otra. Pero no hay raza negra ni raza blanca, solo la raza humana".

Floyd dice que ha formado una organización en Nueva York para trabajar con los jóvenes en las comunidades para impulsar tanto la reforma policial como asegurar una mejor capacitación y educación.

“Estoy tratando de crear conciencia, porque puedes ir a los políticos y puedes hablar con los políticos. Hacen lo que pueden hacer. Pero al final del día, son las personas las que realmente gobiernan el país”, dice.

¿Ha habido algún contacto de la administración Biden, del propio presidente o de Kamala Harris? "No para mí."

Agrega: “Porque tengo mucha gente que dice, '¿Dónde está Biden ahora?', '¿Dónde está Kamala Harris ahora?'. Bueno, me gustaría saberlo".

¿Y el ex presidente Barack Obama?

"Todavía estoy asombrado de cuando me retuiteó de antes, cuando estaba aquí", dice. “Todavía estoy asombrado por eso, así que si te refieres a si se acercaron, creo que es un acercamiento. Eso es un gran alcance ".

Terrence, quien es uno de los tres hermanos de George, los otros son Rodney y Philonise, ha estado asistiendo a la corte casi todos los días.

Ha sido intenso, dice, porque durante el último año, “he estado viendo a esta persona en particular, Chauvin, en la televisión. Pero verlo de cerca genera un montón de emociones".

Agrega: “Sabes que hay un '¿Por qué?' factor, '¿Qué estaba en tu mente?' Pero no puedes acercarte a él para hablar con él sobre eso. Dice que no ha habido contacto de Chauvin o su familia durante todo el proceso.

Él revela que el primer día del juicio se encontró casi solo con el hombre acusado de matar a su hermano, durante una interrupción del proceso.

“Fue el recreo. Y salí del tribunal a través de un vestíbulo. Y yo estaba sentado, y supongo que se fue. Me levanté solo para estirar las piernas, pero él salió al mismo tiempo”, dice.

“Y recibí una pregunta [luego de mis amigos] '¿Quería agarrarlo y poner mi rodilla o su cuello?' Y dije que no, que no, no me sentía así. Me sentí disgustado, pero no tenía ganas de hacerle ningún daño porque no pensé que eso demostraría un punto. No probaría ningún sentido".

Relacionados

Momentos clave del juicio del ex policía Derek Chauvin por el asesinato de George Floyd

Derek Chauvin se niega a testificar en el juicio por asesinato de George Floyd

El expolicía Chauvin no declarará en el caso Floyd