‘Tiempo de Juego’ de la COPE desluce el Mundial con una retahíla de cuñadismos

Paco González, director de ‘Tiempo de Juego’, y Bukayo Saka celebrando con sus compañeros de Inglaterra su segundo gol ante Irán. (Foto: YouTube / Tiempo de Juego COPE / Harry Langer / DeFodi Images / Getty Images).
Paco González, director de ‘Tiempo de Juego’, y Bukayo Saka celebrando con sus compañeros de Inglaterra su segundo gol ante Irán. (Foto: YouTube / Tiempo de Juego COPE / Harry Langer / DeFodi Images / Getty Images).

Como en cada gran evento deportivo, la Cadena COPE ha desplazado hasta Qatar a un amplio equipo de profesionales para cubrir el Mundial, incluidas la mayoría de sus voces más populares. Un despliegue importante que, sin embargo, no está evitando ser objeto de críticas por su particular forma de contar el torneo. Y es que, en apenas dos días de competición, ya han soltado una enorme retahíla de cuñadismos que han dejado perplejos a los aficionados.

La cosa no empezó con buen pie y ya el día de la inauguración surgió la primera polémica. En un momento de la ceremonia, apareció sobre el Estadio Al Bayt de Doha Ghanim Al-Muftah, un influencer qatarí con discapacidad. El joven, que no tiene piernas, caminó sobre el césped con sus manos para encontrarse con Morgan Freeman.

“¿Cómo interpretarías esto que estamos viendo ahora mismo en el estadio?”, preguntó entonces Paco González, director de ‘Tiempo de Juego’ y Juan Carlos González, Xuáncar, jefe de deportes de la emisora, metió la gamba hasta el fondo. “Pues no sé si esto es un mono o tú estás viendo lo mismo que yo”, respondió.

Intentaron luego arreglar el desaguisado. “No, no, es una persona”, dijo Poli Rincón, que participaba aquel día en el programa. “Es un señor sin piernas, el pobre”, aclaraba González antes de que Xuáncar pidiera perdón.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un vídeo de Twitter no disponible por tus preferencias de privacidad

Eso fue el primer día y, en su favor, hay que señalar que se trató de un error y que pidieron perdón en antena, pero en los tres partidos de la segunda jornada del Mundial, siguieron soltando todo tipo de comentarios insólitos y esta vez no por equivocación.

Germán Dobarro fue el encargado de narrar el Inglaterra-Irán y cantó el segundo de los tantos de Bukayo Saka con un grito inaudito y con un tinte de racismo: “Uka, Saka, Uka, Uka, Uka, Saka”.

Instantes después Manolo Lama se puso a menospreciar a Irán y también a otros compañeros periodistas como pocos harían. “Yo he estado observando a los de las hordas internacionales y yo creo que tienen una enfermedad. O sea, los Maldini, Marcos López, Evangelio... Ven tanto fútbol de países como estos mediocres que llega un momento que se creen que son buenos. Ayer yo escuché unas milongas de Qatar y luego los ves y es que ni en Segunda RFEF jugarían. Tú ves a Irán, las milongas que me ha contado Maldini...”, estaba contando cuando justo en ese momento marcó la selección asiática.

En el Senegal-Países Bajos siguieron la misma tónica. “No sabía que teníais de seleccionador a Snoop Dogg”, soltó González refiriéndose al seleccionador del conjunto africano, Aliou Cissé. No puede llevar el 14 de Holanda un calvo”, dijo más tarde refiriéndose a Davy Klaassen.

El análisis que hicieron del encontronazo entre Frenkie de Jong y Cheikhou Kouyaté que terminó con la lesión de este tampoco tuvo desperdicio.

La fiesta siguió en el Estados Unidos-Gales, comparando primero la resistencia de los británicos con la frontera con México y dejando claro su admiración por los de Gareth Bale. “17 de la segunda. 1-0 perdemos”, comentó González en un momento del encuentro.

El apoyo a Gales hizo que celebraran después la lesión de uno de sus jugadores, Neco Williams. “Esto puede ser bueno”, soltó también el director de ‘Tiempo de Juego’.

Se les acabó yendo un poco la olla con el apoyo a los británicos. “No sabemos por qué, pero empuja toda a España a Gales”, dijo José Manuel Oliva, que narraba el encuentro. “Hay manifestaciones en las calles”, bromeó más tarde Tomás Guasch, que soltó unos berridos indescifrables tras una ocasión.

Todo esto en apenas dos días de Mundial, por lo que, si no bajan el ritmo, queda prácticamente un mes escuchándoles decir barbaridades.

VÍDEO | La ilusión de la afición ecuatoriana: "¡Tenemos una selección para pelearla!"

Más historias que te pueden interesar: