The Economist: la democracia mundial se deterioró a un nivel récord durante la pandemia

Lucía Sol Miguel
·4  min de lectura

Los niveles de democracia disminuyeron a nivel mundial alcanzando un récord histórico registrado desde el primer lanzamiento en 2006 del Índice de Democracia de la Unidad de Inteligencia de The Economist y la pandemia es la gran responsable. En gran parte - pero no únicamente- las medidas llevadas a cabo por los distintos gobiernos alrededor del globo para contener al coronavirus empeoraron todos los puntajes regionales promedio, algo que no sucedía desde 2010, según el informe.

La pandemia golpeó a la salud, la economía, y también a la democracia a nivel mundial en el 2020. El valor global cayó de 5.44 en 2019 a 5.37 en 2020 registrando el nivel más bajo hasta el momento. Esto "representa un deterioro significativo y se debió en gran parte, pero no únicamente, a las restricciones impuestas por los gobiernos a las libertades individuales y las libertades civiles que ocurrieron en todo el mundo en respuesta a la pandemia de coronavirus", explica el estudio.

El índice, que analiza anualmente el estado de la democracia en todo el mundo, evalúa 165 países independientes y dos territorios. Abarca casi la totalidad de la población y la mayoría de los países del mundo. Su metodología se basa en examinar cinco categorías: proceso electoral y pluralismo, funcionamiento del gobierno, participación política, cultura política y libertades civiles.

En base a estos indicadores, el ranking clasifica a cada país en uno de los cuatro tipos de regímenes:

Democracia plenaDemocracia imperfectaRégimen híbridoRégimen autoritario.

"La retirada de las libertades civiles, los ataques a la libertad de expresión y los fracasos de la rendición de cuentas a la democracia que se produjo como resultado de la pandemia son asuntos graves. Por eso las puntuaciones en la categoría de libertades civiles y la categoría de funcionamiento de gobierno el Índice de Democracia se degradó en varios países en 2020", dice el informe.

Además, agrega que "el deterioro en el puntaje global en 2020 fue impulsado por una disminución en el puntaje regional promedio en todo el mundo, pero por caídas especialmente grandes en las regiones dominadas por el "régimen autoritario" de África subsahariana y del Medio Oriente y África del Norte".

De acuerdo a los resultados del estudio, las libertades individuales se redujeron por las medidas utilizadas para combatir la pandemia, en especial por las restricciones de circulación y el distanciamiento social, lo que generó que "ningún país registre un aumento en su puntaje general de libertades civiles".

Coronavirus: los países que rechazan y prohíben vacunas por cuestiones políticas

El informe arrojó que 49,4% de la población mundial - medida en estos 165 países - vive en algún tipo de régimen democrático, mientras una menor proporción - 8.4%, que equivale a 23 países- vive en una democracia total. Este porcentaje aumentó del 5.7% de 2019, dado que varios países de Asia mejoraron su calidad democrática. Más de un tercio de la población mundial reside bajo el mando de gobiernos autoritarios, con una gran proporción de estos habitantes viviendo en China.

Es el quinto año consecutivo de regresión de la democracia en América Latina, con un descenso de 0.04 en 2020. Además, América del Norte redujo su promedio en solo 0.01, pero hubo una disminución mayor de 0.04 en el puntaje de Estados Unidos, que se equilibró con una mejora en el desempeño del puntaje de Canadá.

El Ranking

El país que encabeza el ranking, siendo el más democrático y una democracia plena, es Noruega. En el top 10 le siguen Islandia, Suecia, Nueva Zelanda, Canadá, Finlandia, Dinamarca, Irlanda, Australia y Holanda compartiendo el noveno puesto, y finalmente Taiwán, el país estrella que sorprendió al pasar en el 2020 de ser una democracia imperfecta a una democracia plena. "En un año destacado por tener pocos ganadores, la actuación de Taiwán fue espectacular. El puntaje del país aumentó más que cualquier otro país en el índice 2020", enfatiza el estudio.

El récord de Biden: ya firmó más decretos que cualquier presidente desde Roosevelt

Argentina se mantuvo en el puesto 48 dentro de la categoría de democracia imperfecta, con una leve variación de su puntaje total de 7.02 en 2019 a 6.95 en 2020. Entre los países de América Latina y el Caribe, Argentina se posiciona en el puesto número 8, debajo de Colombia y seguido por Brasil. Uruguay es el país que domina el ranking, siendo el más democrático de la región. Chile, que en el 2019 estaba en el tercer puesto, escaló un lugar en la tabla regional, posicionándose en el segundo lugar y dejando detrás a Costa Rica.

Al final de la gran tabla se ubican los países autoritarios, siendo Corea del Norte el país más autoritario marcando el puesto 167, el último nivel. Escalando en niveles, se encuentra en el puesto 166 la República Democrática del Congo y le siguen la República Central de África, Siria, Chad, Turkmenistán, Laos y Guinea Ecuatorial. China se encuentra en el puesto 151, creciendo dos puestos en comparación 2019, que se ubicaba en el casillero 153.