Texas envía autobús con migrantes indocumentados a Nueva York

·4  min de lectura
© Andrew Kelly / Reuters

El gobernador de Texas, Greg Abbott, comenzó a enviar migrantes indocumentados a Nueva York en un esfuerzo por impulsar la responsabilidad de los cruces fronterizos a los alcaldes demócratas y al presidente Joe Biden que ha tenido como respuesta una política de fronteras abiertas. El gobernador republicano señala que las ciudades fronterizas están “invadidas y abrumadas”.

El traslado de migrantes desde Texas ya no solo es a Washington D. C. Este viernes 5 de agosto Nueva York es el nuevo receptor de indocumentados.

El gobernador de Texas, Gregory Abbott, anunció el primer envío a ese estado de un autobús de migrantes indocumentados como un esfuerzo por impulsar la responsabilidad de los cruces fronterizos a los alcaldes demócratas y al presidente de EE. UU. Joe Biden, también demócrata.

Abbott explicó que debido a que el presidente Biden continúa sin admitir esta crisis provocada, según el republicano, por sus políticas, el estado de Texas ha tenido que tomar esta acción sin precedentes para mantener la "seguridad" en sus comunidades.

"Además de Washington, Nueva York será a partir de ahora un lugar para dejar migrantes" dentro de la estrategia del Gobierno de Texas en respuesta a la política de fronteras abiertas de la Administración Biden, que está "avasallando" a las comunidades de Texas, según dijo Abbott.

Para Abbott, además, Nueva York es el "destino ideal" para los migrantes, que "pueden recibir la abundancia de servicios y alojamiento que el alcalde Eric Adams ha puesto para ellos defendiendo que esta es una "ciudad santuario".

El gobernador expresó en un comunicado sobre el alcalde demócrata de Nueva York que espera “que (Adams) cumpla con su promesa de dar la bienvenida a todos los migrantes con los brazos abiertos para que nuestros pueblos fronterizos invadidos y abrumados puedan encontrar alivio".

El primer autobús llegó este viernes a la Terminal de la Autoridad Portuaria en el centro de Manhattan con alrededor de 50 migrantes.

Los voluntarios ayudaron a dirigir a las personas que no tenían parientes en la ciudad a los centros de acogida. "No saben a dónde ir, así que los llevaremos a refugios", dijo desde la estación de autobuses Evelin Zapata, una voluntaria del grupo Grannies Respond.

6.000 migrantes enviados a Washington desde abril

Abbott, que según la agencia Reuters se postulará para un tercer mandato como gobernador en las elecciones de noviembre, ya ha enviado a más de 6.000 migrantes a Washington desde abril de este año en un esfuerzo más amplio para "combatir" la inmigración ilegal y como una manera de criticar a Joe Biden por sus políticas de acogida de migrantes.

Biden asumió el cargo en enero de 2021 prometiendo revertir muchas de las políticas de inmigración de línea dura de su predecesor republicano, el expresidente Donald Trump, pero algunos esfuerzos han sido bloqueados en los tribunales.

El gobernador de Arizona, Doug Ducey, otro republicano, ha seguido los pasos de Abbott y ha enviado en autobuses a otros 1.000 migrantes indocumentados a Washington.

Demócratas denuncian trato a migrantes como “peones políticos”

El 28 de julio la Casa Blanca criticó a los gobernadores republicanos por usar a los migrantes como un “peón político” al llevarlos en autobús a Washington D.C., después de que la alcaldesa de la ciudad, la demócrata Muriel Bowser, dijera que la afluencia había causado una “crisis humanitaria”.

Bowser también dijo que el sistema de refugios de su ciudad ha sido gravado por las llegadas de migrantes y el mes pasado pidió a la Administración Biden que despliegue tropas militares para ayudar a recibir a los migrantes, una solicitud que no tuvo eco entre los funcionarios de la Casa Blanca.

Un oficial de defensa de EE. UU. le dijo a la agencia Reuters, bajo condición de anonimato, que el secretario de Defensa, Lloyd Austin, había rechazado una solicitud para que la Guardia Nacional de D.C. ayudara con el transporte y recepción de migrantes en la ciudad porque dañaría la preparación de las tropas.

En la misma línea, en las últimas semanas la oficina de Eric Adams ha criticado la medida tomada por Texas, diciendo que algunos migrantes que llegaban a New York abrumaban su sistema de refugios para personas sin hogar.

Este viernes, el secretario de prensa del alcalde Adams, Fabien Levy, dijo en su cuenta de Twitter que Abbott estaba usando "seres humanos como peones políticos", llamando sus acciones "repugnantes".

Sin embargo, Levy agregó que Nueva York seguiría "dando la bienvenida a los solicitantes de asilo con los brazos abiertos, como siempre lo hemos hecho, pero estamos pidiendo recursos para ayudar a hacerlo", pidiendo el apoyo de los funcionarios federales.

Desde abril, Abbott ha dicho que su objetivo es llamar la atención sobre lo que él considera como las fallidas políticas de inmigración del presidente Joe Biden justo en un periodo en el que los cruces por la frontera sur han alcanzado su máximo nivel.

“Voy a llevarle la frontera al presidente Biden”, ha dicho Abbott desde hace cuatro meses.

Con Reuters y EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.